En rueda de prensa, Bellido explicó que los contratos se dividían en cuantías menores de 3.000 euros, que es el mínimo que marca la ley para hacer las contrataciones de esta forma y poder adjudicarlo a quien quiera. Ante la "gravedad" de lo ocurrido, el PP advirtió de esta situación al alcalde, Andrés Ocaña (IU), y a la delegada, pero no les han convencido las explicaciones dadas y por eso trasladarán los expedientes a la Fiscalía para que valore si son constitutivos de delito.

El portavoz adjunto del PP informó de que existen 441 adjudicaciones a dedo y facturas que se han pagado sin ningún tipo de contrato por valor de 799.000 euros en el tiempo 2003-2007 en dos tipos de contratos, uno relacionado con la vigilancia y seguridad en las dependencias municipales del Área de Infraestructuras y otro por montajes de módulos y escenarios.

El primero de los casos está relacionado con la empresa Serramar, con la que se aprobó un reconocimiento extrajudicial de créditos por valor de 215.000 euros, correspondiente a 115 trabajos y 115 facturas entre los años 2003-2007 por trabajos de vigilancia.

Según el PP, esto se ha hecho en contra de los informes reiterados de la Intervención General del Ayuntamiento, ya que en concreto hay un informe del 8 de junio de 2009 que decía que se trata de "un supuesto de actuaciones no vinculadas a ningún contrato en vigor, que se ha efectuado prescindiendo del procedimiento establecido".

La Intervención añadió además que "todas las facturas se han tramitado por importe inferior a 3.000 euros y se aprecia un fraccionamiento del gasto prohibido en la Ley de Contratos del Sector Público". El PP cree que se han dividido estos trabajos en facturas de menos de 3.000 euros para "evitar sacar a concurso público la contratación de estos servicios".

Bellido explicó que existe un expediente similar de reconocimiento de facturas sin crédito correspondiente al año 2007 y años anteriores donde existen otras 60 facturas con los mismos conceptos por un valor de 136.783 euros.

También añadió que con la empresa Fomento, Construcciones y Contratas se han hecho facturas irregulares "con el mismo comportamiento ilícito" para el montaje de módulos y escenarios del ejercicio 2008. Según dijo, existen 13 expedientes similares que reconocen 266 trabajos en el periodo 2007-2008 por un importe de más de 438.000 euros divididos en contratos de menos de 3.000 euros.

Consulta aquí más noticias de Córdoba.