Soler aseguró no tener ninguna noticia de su hijo, con el que ayer estuvo en contacto a través de la red social Twitter, aunque la comunicación se cortó en el momento en que llegaron los barcos israelíes.

La madre del periodista valenciano indicó que está en contacto con el Ministerio de Asuntos Exteriores y que le consta que la embajada está trabajando aunque hay un "gran bloqueo y censura" por parte de Israel.

Consulta aquí más noticias de Valencia.