Los sociólogos Alain Touraine y Zygmunt Bauman, "creadores de instrumentos conceptuales singularmente valiosos para entender el cambiante y acelerado mundo en el que vivimos", han obtenido este jueves el Premio Príncipe de Asturias de Comunicación y Humanidades 2010. Esta candidatura conjunta se impuso en la última votación al otro finalista de este galardón, el ejecutivo japonés Shigeru Miyamoto, considerado el 'padre' del videojuego moderno.

El jurado considera a los galardonados "dos representantes de la más brillante tradición intelectual del pensamiento europeo" El fallo se hizo público este jueves a las 12.00 h en el Hotel de la Reconquista de Oviedo, tras las deliberaciones del jurado reunido desde este miércoles en la capital del Principado. Considerados como "dos representantes de la más brillante tradición intelectual del pensamiento europeo", Alain Touraine y Zygmunt Bauman han analizado las profundas transformaciones de las estructuras sociales contemporáneas y han desarrollado conceptos clave para la comprensión de cuestiones fundamentales de nuestro tiempo. Esta candidatura ha sido propuesta por Rafael Puyol, presidente de I.E. Universidad (Madrid).

'Sociedad post-industrial' y 'modernidad líquida'

Alain Touraine, historiador y sociólogo francés, es autor de trabajos fundamentales sobre la sociedad post-industrial que han permitido entender e interpretar el sentido profundo de las grandes transformaciones de nuestra época, ofreciendo a la vez una reflexión continua y enriquecedora acerca de los problemas derivados de una convivencia necesaria por encima de las diferencias humanas.  

Por su parte, Zygmunt Bauman, de origen polaco y nacionalidad británica, sociólogo y profesor universitario en distintos países, ha estudiado a fondo la condición social del hombre postmoderno en un mundo inestable y de valores perecederos. En su decisivo análisis de esta realidad, Bauman ha acuñado el término de 'modernidad líquida', agudamente desarrollado en su obra homónima.