Los tres menores partirán hoy, sábado, junto a dos educadores, con destino a Tinduf, en Argelia. En este grupo también viajarán otros tres jóvenes y dos responsables del programa de medidas judiciales en medio abierto, que desarrolla el Ayuntamiento de Valencia con la colaboración de la Conselleria de Justicia y Administraciones Públicas.

La consellera de Justicia y Administraciones Públicas, Paula Sánchez de León, indicó que el Proyecto Sahara persigue que la convivencia entre los jóvenes valencianos y los saharauis "favorezca su proceso de cambio e integración social, desarrollando valores como la solidaridad, la empatía, la tolerancia a la frustración y la capacidad de ayuda a los demás".

Los menores aprovecharán su estancia en el campamento saharaui para llevar ayuda humanitaria y para conocer cómo viven y piensan los jóvenes de su edad que residen allí, en un contexto completamente diferente al que ellos ven cada día con otra cultura, religión y costumbres.

Esta iniciativa se ha desarrollado con éxito en Alicante durante dos años con jóvenes que cumplían medidas judiciales en medio abierto y es la primera vez que se va a llevar a cabo en Valencia.

"La presencia activa de los jóvenes y la colaboración en las actividades que se realicen en el campamento de refugiados puede suponer para ellos una experiencia única y favorecer un aprendizaje vital y un crecimiento a nivel personal que tendrá un impacto muy positivo", destacó Sánchez de León.

La titular de Justicia y Administraciones Públicas agradeció el apoyo de la CAM, que ha aportado 3.000 euros al proyecto, y del centro juvenil de Dajla, que ha colaborado en la coordinación de esta actividad.

La Colonia San Vicente Ferrer cuenta con 72 plazas para el internamiento en régimen abierto o semiabierto de menores de 14 a 18 años y en régimen cerrado de 14 a 16 años. Durante 2009, un total de 141 jóvenes cumplieron medidas judiciales en este centro de reinserción.

Consulta aquí más noticias de Valencia.