El Gobierno suspende planeamientos de Gran Canaria para facilitar la construcción de la central hidroeléctrica

Como ya anunciara el pasado 14 de abril el consejero de Empleo, Industria y Comercio del Gobierno de Canarias, Jorge Rodríguez, este viernes el Consejo de Gobierno ha aprobado hoy el proyecto de decreto que suspende, para un ámbito territorial concreto, las determinaciones del Plan Insular de Ordenación (PIO) de Gran Canaria, Plan Rector de Uso y Gestión (PRUG) del Parque Rural del Nublo, Plan General de Ordenación (PGO) de San Bartolomé de Tirajana y Normas Subsidiarias de Mogán, y ha aprobado las normas sustantivas transitorias de ordenación, a fin de legitimar la implantación de las instalaciones necesarias para el aprovechamiento hidroeléctrico de bombeo reversible de las presas de Chira-Soria y Cueva de las Niñas-Soria.

El Ejecutivo canario, según informó en un comunicado, ha adoptado este acuerdo en línea con las políticas de desarrollo sostenible y mejor aprovechamiento de las energías renovables no contaminantes.

Los sistemas de aprovechamiento hidroeléctrico señalados tienen un doble objetivo: por un lado, incrementar la potencia instalada en la isla de Gran Canaria y, por otro, disponer de una fuente de energía de regulación capaz de suministrar los picos de demanda, aprovechar los excedentes de energía y mantener las centrales térmicas en una carga estable como energía base.

La implantación de dos sistemas de aprovechamiento hidroeléctrico de bombeo reversible en las citadas presas se ha visto imposibilitada actualmente debido a que la planificación insular, autonómica y municipal no prevé expresamente el desarrollo de estas complejas infraestructuras energéticas.

Para el Gobierno canario, el desarrollo de las energías renovables en la isla implica la necesidad de implantar sistemas capaces de almacenar energía en grandes volúmenes, ya que la producción de energía renovable, al estar sujeta a las condiciones ambientales y climatológicas, no se produce ni de forma constante ni previsible, y menos aún, de forma acompasada al consumo.

Además, considera que la implantación de sistemas de aprovechamiento hidroeléctrico constituye una forma idónea de almacenar la energía renovable, toda vez que los mismos están concebidos para satisfacer la demanda energética en horas pico y almacenar la energía en horas valle, asegurando así el equilibrio entre la oferta y la demanda, disminuyendo la probabilidad de apagones y reduciendo, en gran medida, la dependencia de los combustibles fósiles.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento