Un restaurante de la calle Solanilla contrató a L. A. M. H., quien presuntamente se apoderó en su primer y único día de trabajo de 17 décimos de lotería. Además, ya ha sido arrestado otras dos veces en situaciones similares.