Radovan Karadzic
Imagen de archivo de Radovan Karadzic. ARCHIVO

El juicio contra el ex líder serbobosnio Radovan Karadzic ante el Tribunal Penal Internacional para la antigua Yugoslavia (TPIY), que le juzga por genocidio y crímenes contra la humanidad, se reanudará el próximo 13 de abril, después de que la corte rechazara un nuevo aplazamiento. La ausencia del antiguo líder serbobosnio durante los tres primeros días de juicio obligó a posponer el proceso hasta marzo

El tribunal anunció que, a partir del próximo 13 de abril y "hasta nueva orden", se reunirá tres días a la semana para escuchar los testimonios de los testigos y analizar las pruebas aportadas por ambas partes.

"El juzgado no cometió ningún error al estimar que un nuevo retraso del proceso estaba injustificado", consideró la sala de apelaciones en un auto fechado este jueves. La negativa para aplazar el proceso torpedea la estrategia seguida por Karadzic de boicotear el proceso judicial desde sus comienzos y consistente en pedir aplazamientos.

La ausencia del antiguo líder serbobosnio durante los tres primeros días del juicio, en octubre pasado, alegando que no había tenido tiempo suficiente para preparar su defensa, obligó a posponer el proceso hasta marzo.

El día 2 de marzo, un día después de la reanudación del proceso, el juicio tuvo que volver a ser aplazado a la espera de la resolución de la sala de apelaciones publicada este jueves, sobre el recurso interpuesto por Karadzic a una petición de aplazamiento que había sido negada en primera instancia.

Cargos de los que se acusa a Karadzic

Hasta ahora, Karadzic ha basado su defensa en cuestionar la matanza de Srebrenica de julio de 1995, que la comunidad internacional convirtió, según él, en un "mito". Hasta ahora ha basado su defensa en cuestionar la matanza de Srebrenica

Karadzic está acusado de once cargos de genocidio y crímenes de guerra cometidos durante el conflicto civil de Bosnia-Herzegovina, entre 1992 y 1995.

Los dos cargos de genocidio están relacionados precisamente con la matanza de Srebrenica, donde murieron unos 8.000 varones musulmanes, y el asedio de Sarajevo, que duró durante todo el conflicto y causó más de 10.000 muertos.