El Instituto Tecnológico de Canarias firma un convenio para estudiar la movilidad con vehículos eléctricos

El Instituto Tecnológico de Canarias (ITC) y Pelican Motor S.L-Electric Vehicles Canarias (EVC) han firmado un convenio de colaboración, enmarcado en el proyecto 'EVC Charged' para estudiar la movilidad con vehículos eléctricos y su integración en pequeñas micro-redes con alta penetración de energías renovables.

Estos trabajos se desarrollan en el laboratorio de Generación Distribuida del ITC, en Pozo Izquierdo, e incluyen el desarrollo de sistemas de comunicaciones y gestión de la demanda para optimizar los sistemas de recargas de baterías en las pequeñas redes eléctricas, informó hoy el Ejecutivo regional en un comunicado.

Dentro de este convenio, Electric Vehicles Canarias cede en uso al ITC una motocicleta eléctrica tipo 'scooter' de baja potencia, equipada con un motor eléctrico de 4 kilowatios que desarrolla una velocidad máxima 45 Kilómetros por hora y tiene una autonomía de 60 kilómetros.

Durante el tiempo que duren los ensayos en Pozo Izquierdo, el ITC verificará la fiabilidad y eficiencia del sistema de alimentación energético y monitorizará distintos parámetros de desempeño del 'scooter' eléctrico como son la autonomía, comprobando la distancia recorrida con la energía almacenada; variables que influyen en tiempo de descarga; vida útil de la batería bajo distintos regímenes de carga y descarga y otros aspectos que permitan adecuar el uso de estos vehículos de una manera más racional y eficiente.

Crece el número de coches

En Canarias hay aproximadamente 600 turismos por cada 1.000 habitantes (la media nacional es de 450). El gran crecimiento que ha experimentado en las últimas décadas el número de coches que a diario se desplaza por los núcleos urbanos canarios, especialmente en las dos principales ciudades capitalinas, Santas Cruz de Tenerife y Las Palmas de Gran Canaria, ha complicado la movilidad y ha aumentado los niveles de contaminación en los entornos urbanos.

La moto se ha convertido en una alternativa cómoda, barata y energéticamente eficiente de movilidad urbana. Si, además, éstas son eléctricas y utilizan energía de origen renovable, contribuirían al desarrollo sostenible de las ciudades.

El parque móvil de las islas está compuesto por aproximadamente 1.100.000 turismos, 75.000 todo terrenos, 100.000 motocicletas y 80.000 ciclomotores. El transporte es causante de aproximadamente el 80 por ciento de la contaminación urbana.

La tecnología de vehículo eléctrico es, sin duda, una alternativa idónea para contribuir a la mejora de la calidad de vida urbana. Existen vehículos eléctricos que en recorridos cortos, ofrecen las mismas prestaciones que los coches convencionales con motor de combustión interna, con autonomía de más de 100 kilómetros.

Gran potencial de energías renovables

Según el ITC, Canarias tiene un gran potencial de energías renovables, pero su óptimo aprovechamiento se ve limitado debido a la fragmentación del territorio, y a la existencia de pequeñas redes eléctricas. La integración de energías renovables con la movilidad basada en vehículos eléctricos podría contribuir a aumentar la penetración de las energías renovables en los sistemas eléctricos insulares.

Las baterías de los vehículos eléctricos pueden recargarse cuando 'sobra' electricidad de origen renovable (principalmente eólica en Canarias) en horas valle de la curva de demanda eléctrica. En un futuro no muy lejano se podría pensar en una interacción mayor de los vehículos eléctricos con las redes eléctricas, que permitiría que estos aportasen parte de la energía almacenada en sus baterías a la red en horas punta de la curva de demanda eléctrica.

Esta relación bidireccional entre la red y los vehículos eléctricos creará las condiciones para integrar la generación de electricidad y el transporte, abriendo un nuevo horizonte al desarrollo de las energías renovables en Canarias, que, de esta forma, podrán superar muchas de sus limitaciones actuales.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento