El PP critica la "inexistente" gestión del Govern en materia de protección de espacios naturales

Considera que la ruptura del pacto de Govern puede servir para "radicalizar" la política medioambiental del Ejecutivo, dirigida por el Bloc

La parlamentaria del PP Catalina Soler criticó hoy la "inexistente" gestión del Govern en materia de protección de espacios naturales, ya que, a su juicio, no ha tenido "ningún criterio" durante esta legislatura, tras "no haber transmitido una idea clara de lo que se quería hacer en este ámbito".

Muy contraria fue la postura del conseller de Medio Ambiente, Gabriel Vicens, quien recalcó que durante estos tres años, se ha hecho "mucho trabajo" en materia de protección de espacios naturales, donde la política ha sido "correcta y está bien encaminada", por lo que se comprometió a continuar las líneas de trabajo iniciadas por el ex-conseller de Medio Ambiente Miquel Ángel Grimalt, aunque "todo es mejorable".

Durante la interpelación parlamentaria en el Pleno del Parlament, Soler consideró que quizá, la ruptura del pacto de Govern, tras la expulsión el pasado 5 de febrero de los cargos ejecutivos de UM, puede servir para "radicalizar" la política medioambiental del Ejecutivo.

Así, subrayó que la "primera acción" de Vicens ha sido "paralizar el proyecto de campo de golf de Son Bosc", mediante la elaboración de un Plan de Ordenación de Recursos Naturales (PORN), para cuya redacción el Govern dispone de dos años, y en virtud del cual quedará prohibida la construcción del golf así como de cualquier otra infraestructura que altere o transforme sensiblemente la realidad física y biológica del Parque de s'Albufera.

"Si la tentación que tiene Vicens es el extremismo, hay que recordarle que las políticas radicales del primer pacto de progreso acabó con una fuerte reacción de los propietarios, que ven en la Conselleria de Medio Ambiente un enemigo en lugar de un colaborador", aseveró Soler, quien advirtió al conseller de que "si rompe el consenso en este ámbito y apuesta por la imposición, tendrá delante al PP, que estará al lado de la sociedad civil".

De este modo, estimó que el primer trabajo de Vicens debería ser fijar una "gestión realista y tratar de llevarla adelante", ya que, en su opinión, Baleares "no se merece un conseller esporádico que dedica un 90% de su trabajo a Movilidad y sólo un 10% a Medio Ambiente".

En esta línea, criticó que las "demandas legítimas" de los propietarios de terrenos afectados por la protección de los espacios naturales "no han tenido respuesta" a lo largo de los últimos tres años, ya que "no se han desarrollado nuevos convenios, que permitan compatibilizar la propiedad privada con los parajes naturales".

Criterios del govern

Vicens negó que el Govern no tenga criterios en esta materia, ya que su departamento apuesta por "no confundir la protección de los espacios naturales con el debate de la propiedad privada, sino por adquirir nuevas fincas públicas, como la de Planícia para ponerlas a disposición de los ciudadanos".

Por otro lado, agregó que su departamento también pretende incluir nuevos espacios protegidos, que tengan "hábitats, especies significativas y espacios de mayor diversidad biótica; mantener la funcionalidad de los sistemas naturales y asignar a cada espacio la figura de protección más adecuada".

Actualmente, Vicens recordó que hay una "amplia red" de 100.000 hectáreas correspondientes a espacios naturales protegidos en Baleares, que corresponden al Parque Nacional de Cabreara; los seis Parques Naturales de s'Albufera, Mondragó, sa Dragonera, s' Albufera des Grau de Menorca, Ses Salines de Ibiza y Formentera y la Península de Llevant.

Además, detalló que las islas cuentan con la reserva natural de s'Albufereta; dos monumentos naturales (Ses Fonts Ufanes y el Torrent de Pareis) y el paraje natural de la Serra de Tramuntana.

Respecto a los espacios naturales pertenecientes a la Red Natura 2000, resaltó que el archipiélago dispone de 127 Lugares de Interés Comunitario, con una superficie de más de 200.000 hectáreas, mientras que también cuenta con 55 ZEPAS (Zona de Especial Protección para Aves), con una superficie de más de 138.000 hectáreas.

En cuanto a la protección de la zona de Son Bosc, Vicens explicó que su departamento ha decidido elaborar un PORN, debido a que esta zona se caracteriza por tener un "importantísimo patrimonio natural, tanto vegetal, como animal, entre las que se encuentran algunas especies amenazadas, tal como ha sido reconocido por la comunidad científica".

"Ya sé que esto les da igual, pero es así", espetó el conseller a los 'populares', a quienes señaló que la "destrucción irreversible" de esta zona con la construcción de un campo de golf es "inasumible" y, por ello, "era la obligación del Govern proteger esta zona con un nuevo PORN y estudiar si se hace la ampliación del parque natural".

Asimismo, replicó a Soler que la "radicalidad" en materia medioambiental es lo que hizo el anterior Govern al "dejar a cero" durante la pasada legislatura el Parque Natural de Mondragó y "reducir" el Parque Natural de S'Albufera. Por el contrario, remarcó que el actual Govern ha sido "capaz de proteger a través de una Ley de medidas urgentes un total de 1.600 hectáreas de Mallorca y Menorca, que estaban en un proceso de transformación importantísimo".

El conseller manifestó que durante esta legislatura, el Ejecutivo también ha acometido inversiones de "mejoras de infraestructuras, equipamientos y elementos naturales y patrimoniales, como nuevos centros de interpretación, establecimientos itinerarios, recuperación del paisaje, reintroducción de especies, recuperación de hábitats naturales y del patrimonio cultural; adecuación de caminos y accesos; refugios y programas de educación ambiental".

Plan de señalización

Vicens recordó que también se ha llevado a cabo un Plan de Señalización de Parques y Espacios Naturales para ofrecer a los visitantes la posibilidad de "disfrutar de nuestro territorio natural a través del conocimiento y la potenciación de actividades complementarias".

Concretamente, apuntó que en 2008 se señalizaron todos los parques naturales de Ses Salines de Ibiza y Formentera y en 2009 se ha finalizado o se encuentra actualmente en ejecución, los Parques Naturales de Mondragó; Llevant; s'Albufera des Grau; sa Dragonera; s'Albufera y s'Albufereta, mientras que este año se iniciará la señalización de la Serra de Tramuntana.

En cuanto a los parques naturales, destacó la recién transferencia por parte del Gobierno central del Parque Nacional de Cabrera y de su Centro de Interpretación y, en esta línea, dijo que el Govern debe ahora "organizar y definir con urgencia su gestión, siempre dentro del marco de la empresa pública de Espacios de Natura".

Para la gestión de los espacios naturales, Vicens destacó que se han presupuestado este año un gasto de 6,9 millones de euros en inversiones, a los que hay que añadir otros 5 millones de euros para las transferencias de capital destinadas a la empresa pública de Espacios de Natura.

Por otro lado, indicó que la Conselleria de Medio Ambiente ha trabajado durante esta legislatura en la elaboración de los PORN en los Parques Naturales de Mondragó, Llevant, Es Trenc y Norte y Sur de Menorca, siendo estos tres últimos los "más avanzados, si bien todavía se está pendiente de consensuar con los propietarios y las administraciones". Vicens reveló que el PORN de s'Albufera des Grau está "casi concluido", por lo que esperó presentarlo "muy pronto para que pueda entrar en vigor el primer semestre de 2010".

Finalmente, destacó que uno de sus objetivos es adquirir nuevas fincas públicas que reúnan "requisitos importantes ambientales o que estén en grave peligro de degradación o transformación", tal como ya se ha hecho con un total de 13, que ya son titularidad del Govern, dos de ellas compradas en esta legislatura, concretamente, Planícia de Mallorca y Can Cosmi de Ibiza.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento