Los dueños de los 10.000 bares y restaurantes de la Región sólo podrán dejar entrar a una persona por cada dos metros cuadrados de espacio que tenga el local. Además, deberán poner un cartel con el aforo máximo.

Será a partir de enero y es una de la exigencias del nuevo Decreto de Establecimientos de Restauración de la Región de Murcia. Se actualiza así un sector que se regía por la normativa de cafeterías, restaurantes y bares del año 1965.

Más novedades...

Productos típicos: Los restaurantes de 3 y 4 tenedores están obligados a ofertar platos y vinos de la Región en sus cartas. También a poner un ascensor si tienen dos o más plantas.

Cartas de reclamaciones: Han de estar visibles y traducidas a cuatro idiomas.

Animales: No podrán entrar. Sólo perros lazarillos.

Lavabos: Habrá uno por cada 50 personas de aforo.

Tiempo: Los locales tendrán dos años para adaptarse a la normativa.