El delantero brasileño, que fichó por el Madrid en 2002 procedente del Inter de Milán por 43 millones de euros, obtuvo la doble nacionalidad al jurar el jueves la Constitución española.

Según las normas de la Real Federación Española de Fútbol, cada club de Primera División puede tener un máximo de tres jugadores no pertenecientes a la Unión Europea en sus filas.

Roberto Carlos logró la nacionalidad en agosto, por lo que los únicos jugadores no comunitarios del Madrid son los brasileños Julio Baptista y Robinho.

Por lo tanto, el Madrid podrá hacerse con los servicios de un jugador no comunitario en el mercado de fichajes de enero para reforzar el equipo. Ya tiene una opción para fichar al defensa brasileño del Sao Paulo Cicinho.

Ronaldo se lesionó en el tobillo en el partido ante el Atlético de Madrid del mes pasado que el Madrid ganó 3-0.

El delantero de 29 años trata de recuperarse contrarreloj para reaparecer ante el Barcelona el 19 de noviembre.