La Diputación de Sevilla se comprometió hoy con los padres del Instituto de Enseñanza Secundaria (IES) Híspalis a revisar el convenio con la Junta de Andalucía sobre el centro, según aseguró la presidenta de la Asociación de Madres y Padres de Alumnos (AMPA) El Giraldillo, Alicia Rivera.

Así, Rivera explicó a Europa Press que un centenar de manifestantes se concentraron a partir de las 10,00 horas de hoy a las puertas de la sede de la institución provincial y fueron registrando de manera individual en el registro un escrito con sus reivindicaciones dirigido al presidente, Fernando Rodríguez Villalobos.

Ante tal acción de protesta, representantes del AMPA fueron recibidos en el Área de Juventud y Deportes de la Diputación, a la que corresponde la gestión del instituto, donde les garantizaron que "van a revisar el convenio con la Junta para que el Híspalis sea un centro de pleno derecho".

No obstante, la portavoz de los padres de alumnos admitió que "eso no se sabrá hasta que haya una nueva baja en el profesorado", pero reconoció que están "satisfechos" por lo conseguido, "a la espera de que no vuelva a ocurrir". Sin embargo, criticó el trato recibido por los manifestantes, ya que "han llamado a los antidisturbios pese a que era una concentración pacífica".

Según explicó ayer Rivera, la idea inicial era repetir este acto de protesta otro día en la Consejería de Educación de la Junta de Andalucía, ya que "los padres están muy hartos" de la situación que padece el instituto por ser un "centro de convenio", es decir, "existe un acuerdo marco sobe él de la Diputación de Sevilla y la Consejería de Educación".

En concreto, el profesorado está formado por personal funcionario de Diputación y personal interino de la Delegación de Educación, mientras que el inmueble, que está dentro del Complejo Educativo Pino Montano, pertenece a la institución provincial. No obstante, la Junta aporta también el programa de gratuidad de libros y una dotación económica al centro, que entra dentro de la oferta pública de la zona, de modo que "cuando los niños terminan la etapa de Primaria, un 70 por ciento pasa directamente al Híspalis".

Por tanto, cuando uno de los docentes pertenecientes a la plantilla de Diputación, que conforme se jubilan van siendo reemplazados por profesores de la bolsa de Educación, se da de baja, la Junta tarda "hasta tres meses" en sustituirlo, dado que "no están en las mismas condiciones y los interinos no saben si le va a computar los puntos para las oposiciones, muchos de ellos no aceptan".

"Este problema se produce curso tras curso y aún, después de tantos años, ambas administraciones no se han puesto de acuerdo para resolverlo", criticó la portavoz del AMPA, quien precisó que han estado "casi dos meses sin una profesora de inglés", llevan otros tres esperando la sustitución de otro y uno de matemáticas acumula ya cinco semanas de baja sin ser sustituido. "Se recurre a la bolsa y al parecer no hay en este momento nadie en ella para matemáticas, por lo que ante la protesta de los padres la Diputación ha decidido ofertarlo en el Servicio Andaluz de Empleo", agregó.

Consulta aquí más noticias de Sevilla.