A partir de abril, las viviendas de nueva construcción en la Comunitat ofrecerán unas mejores condiciones de habitabilidad por ser más espaciosas, según la nueva normativa autonómica, que establece superficies mínimas mayores para las diferentes estancias de la casa.

Por ejemplo, el salón-comedor pasa de 14 a 16 metros cuadrados, como mínimo. Además, la Generalitat también regula la superficie de estancias que no disponían de un mínimo obligatorio, como el comedor unitario, con 8 metros cuadrados, la sala de estar separada, con 9 metros, la cocina-comedor, que deberá tener 12 metros, y el baño y el aseo, cuya superficie mínima será de 3 y 1,5 metros, respectivamente.

Como nuevos equipamientos, se reservará un espacio para la lavadora en el lavadero-tendedero, otro para el lavavajillas en la cocina y un volumen de almacenamiento mínimo por usuario para guardar la ropa y enseres (armarios).

En la cocina, el espacio mínimo para bancada se establece en 2,5 metros de desarrollo y también se regula el equipamiento de la zona de lavadero, que además de la lavadora deberá contar con tomas de agua fría y caliente con desagüe y conexión eléctrica.

Estas novedades vienen recogidas en la Orden de desarrollo del nuevo Decreto de Diseño y Calidad del Consell, según informó ayer la directora general de Vivienda y Proyectos Urbanos, María Jesús Rodríguez.

 

Consulta aquí más noticias de Valencia.