La Diputación de Gipuzkoa espera cobrar este año el 40,5% de las deudas tributarias aplazadas el año pasado

La Diputación de Gipuzkoa espera cobrar el 40,5% de las deudas tributarias cuyo aplazamiento fue solicitado en 2009 a lo largo de este año, lo que supone más de 100 millones de euros, y renueva las medidas para flexibilizar el pago de determinados impuestos en 2010.

El portavoz de la institución foral, Eneko Goia, anunció hoy en una rueda de prensa, que el año pasado se presentaron 11.220 solicitudes para aplazar el pago de impuestos a la institución foral por un valor total de 258,8 millones de euros, lo que supuso un incremento de más del doble respecto a 2008, cuando el número de solicitudes fue de 5.076 y el importe global ascendió a 80,6 millones de euros.

Goia señaló que las medidas para flexibilizar el pago de algunos impuestos se retoman este año "ante las dificultades por parte de los contribuyentes" para efectuar los tributos por motivo de la crisis económica.

El portavoz foral concretó que en 2010 se prevé "un nuevo supuesto de aplazamiento sin garantías para las retenciones e ingresos a cuenta sobre rendimientos procedentes de arrendamientos de inmuebles". Sin embargo, el resto de las medidas son "prácticamente iguales" a las que se pusieron en marcha en 2009.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento