Bin Laden y Gaspar Llamazares
A la izquierda, retrato robot de Bin Laden publicado por el FBI. A la derecha, Gaspar Llamazares en 2004.

El FBI ha distribuido este viernes un nuevo retrato robot de cómo podría ser en la actualidad el terrorista más buscado, Osama Bin Laden, líder de Al Qaeda. Pero esa imagen tiene factura española: Para construir una de las versiones que aparecen en la web se ha utilizado el cabello y la frente pertenecientes a una foto del diputado de Izquierda Unida, Gaspar Llamazares.

Podría haberle pasado lo mismo a cualquier ciudadano. No es un tema que se pueda tomar a broma

Fuentes de IU han confirmado que el pelo y la frente de las imágenes distribuidas por el FBI fueron tomados de una foto que la coalición ordenó para la campaña electoral de 2004. "Es una foto oficial muy conocida; lo que más llama la atención es que la persona que la ha usado podía saber perfectamente a quién correspondía".

Por su parte, también el FBI ha confirmado, por medio del portavoz Ken Hoffman, que usó la foto del político español para conformar la imagen del terrorista más buscado del planetal.

La foto fue publicada por la página Rewards for Justice, del Departamento de Estado de EE UU en la que se informa de las recompensas ofrecidas por la captura de terroristas y criminales. En la página del FBI solo aparece un retrato robot con turbante. La propia web del Departamento de Estado ha retirado este sábado la imagen sin turbante de Bin Laden, dejando sólo la de archivo junto al nuevo retrato con turbante, que básicamente es la misma que se ha retirado pero con el añadido de la prenda.

El Gobierno pedirá explicaciones

El diputado de IU, Gaspar Llamazares, ha recibido garantías del presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, de que el Ejecutivo va a pedir explicaciones a EEUU para que aclare el episodio de la utilización de sus rasgos faciales para recrear una foto actualizada del terrorista Osama Bin Laden.

"Sorpresa absoluta"

Llamazares ha mostrado "sorpresa absoluta" al conocer la noticia, según fuentes de la federación. Si finalmente comprueban que el montaje ha sido obra del Gobierno estadounidense, IU solicitará al Ministerio de Exteriores español que se ponga en contacto con Washington para solicitar información al respecto.

Asimismo, se pondrán en contacto con la Embajada de EE UU en España para que recaben de su Gobierno "las explicaciones que nos puedan trasladar", han señalado las fuentes.

"Lo que más nos preocupa en este caso es que lo mismo podría haberle pasado a cualquier ciudadano de a pie, que podría haber tenido un viaje a Estados Unidos y encontrarse con un grave problema", señalan las fuentes. "No es un tema que haya que tomarse a broma".