El obispo de San Sebastián, Juan María Uriarte, se despedirá de los curas guipuzcoanos el día 30 de diciembre y de los fieles de su diócesis el día 2 de enero, ya que el próximo 9 de enero será relevado en su cargo por José Ignacio Munilla, en una misa a la que invita "cordialmente" a todos a que acudan para "iniciar un camino de recíproca comunión progresiva" con el prelado.

En sendas cartas remitidas a los sacerdotes y a los "hermanos y hermanas diocesanos", Uriarte convoca a los primeros el 30 de diciembre en el Seminario Diocesano y a los segundos el 2 de enero en la catedral del Buen Pastor.

La carta a los curas, encabezada con un "queridos amigos sacerdotes", recuerda que tras casi diez años de "convivencia y colaboración", ha llegado la hora de despedirse de ellos, "los más estrechos colaboradores de los obispos" a los que debe tratar "como hermanos y amigos".

"En una mirada retrospectiva a mi ministerio pastoral en la diócesis, compruebo con alegría que las entrevistas individuales y los encuentros oracionales y pastorales con vosotros han ocupado la parte más amplia de mis programas. He anudado relaciones familiares con muchos. Quiero despedirme de todos, diocesanos y religiosos", añade la misiva.

El día 30 en el Seminario Diocesano inaugurará y visitará a las diez de la mañana la Residencia Sacerdotal y a medio día concelebrará una misa de ofrenda y acción de gracias para, a continuación, realizar una comida conjunta.

"Me hago cargo de que algunos no podrán participar físicamente por razones de edad, de salud, de compromisos ineludibles. Los tendremos muy cercanamente presentes en la celebración. Estoy seguro de que ellos se unirán a nosotros en ese momento con su oración y su afecto", concluye.FIELES

La carta a los fieles, iniciada con un "queridos hermanos y hermanas diocesanos", convida a todos a la Eucaristía "de despedida, como la Cena del Jueves Santo", en la Catedral del Buen Pastor, el día 2 de enero, a las once de la mañana.

Uriarte recuerda que, según el evangelista Juan, Jesús en la Última Cena dio gracias al Padre por aquel grupo de amigos, discípulos y colaboradores. "Yo haré algo semejante por vosotros y con vosotros", añade.

"Un obispo no está en una diócesis 'en comisión de servicios'. No entrega enseñanzas, experiencias, encargos. Se entrega él. Y esta entrega se perpetúa de otra manera cuando finaliza su ministerio", explica.

En este sentido, también recuerda en su carta que, justamente una semana después de esa misa con los fieles, dejará el 9 de enero "en manos" de su sucesor la Diócesis.

El relevo a José Ignacio Munilla se realizará en una solemne Eucaristía que se iniciará al mediodía también en la catedral del Buen Pastor.

"Invito cordialmente a todos los diocesanos y diocesanas a que se unan en cuerpo o en espíritu a este acontecimiento de suma importancia en la vida de una diócesis. Participar de una u otra forma en este acto es por vuestra parte reconocerle como vuestro pastor e iniciar un camino de recíproca comunión progresiva", concluye.

Consulta aquí más noticias de Vizcaya.