El Parlamento Europeo (PE) ha decidido no pronunciarse hoy sobre el caso de Aminatu Haidar, al aceptar una petición del grupo Socialista para eliminar el punto del orden del día, apoyada por al menos parte del grupo del Partido Popular Europeo (PPE).

El líder socialista, Martin Schulz, ha solicitado en una intervención ante el pleno suprimir la votación prevista para esta tarde con el fin de mantener la "discreción" y apoyar los esfuerzos diplomáticos que buscan resolver el caso de la activista saharaui.

Hoy se vislumbra una solución para Aminatu Haidar

Schulz ha asegurado contar con informaciones según las cuales "se vislumbra hoy mismo una solución" para que Haidar ponga fin a su huelga de hambre y regrese a El Aaiún.

La propuesta socialista ha sido apoyada por el líder del Partido Popular Europeo (PPE), Joseph Daul, y -pese a numerosas voces en contra- ha sido aprobada con 249 votos a favor, 163 en contra y 135 abstenciones.

Esta misma mañana el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, afirmaba que las gestiones para resolver la situación de la activista saharaui Aminetu Haidar van "mejor", pero no dio ningún detalle sobre las iniciativas que se están llevando a cabo, aunque pidió, como ya hiciera durante el secuestro del Alakrana, "prudencia y discreción" para que la labor diplómatica diera sus frutos.

Críticas a la decisión

Por su parte, los grupos Liberal, Verde y de la Izquierda Unitaria Europea han insistido en la necesidad de votar el documento en un acalorado e improvisado debate.

"Si este Parlamento no se manifiesta ante una situación como esta, ¿cuándo va a hablar?", ha criticado ante el pleno la eurodiputada del Partido Nacionalista Vasco (PNV) Izaskun Bilbao.

Willy Meyer (Izquierda Unida) ha considerado una "inmoralidad" la decisión de eliminar el voto y Raül Romeva (Iniciativa Per Catalunya Verds) la ha calificado de "vergüenza".

Es inaceptable que Marruecos marque la agenda del Parlamento Europeo

"Es inaceptable que Marruecos marque la agenda del Parlamento Europeo y, más aún, que los socialistas se lo permitan", ha lamentado Romeva.

Rabat había advertido en los últimos días que una resolución "desequilibrada" de la Eurocámara supondría "un problema muy serio" en las relaciones.

El texto pactado ayer por todas las fuerzas políticas y que tenía previsto aprobarse hoy exigía a Marruecos que autorice el regreso inmediato de Haidar al Sahara Occidental, que le restituya su pasaporte y que proteja su salud.

El grupo del Partido Popular Europeo (PPE) tenía previsto, por su parte, defender varias enmiendas en las que criticaba la gestión del gobierno español, en especial por el frustrado intento de trasladar a Haidar a El en avión a El Aaiún, y en la que señalaba la corresponsabilidad de Madrid en la situación de la activista saharaui.