Isabel Gemio
La presentadora Isabel Gemio. ARCHIVO

"Habláis mucho de corazón, pero de vinos no". Fue la primera contestación que recibió Isabel Gemio de un docente de universidad, experto en televisión, durante la entrevista que le realizó el pasado 21 de noviembre en su programa Te doy mi palabra, de Onda Cero.

O eso creía la presentadora, porque la supuesta eminencia, "Luis Miguel Martínez Fernández, profesor de la Complutense, analista de programación y coautor del informe marco de la televisión educativa en España", no era tal, sino alguien con el mismo nombre, que recibió en ese momento por error la llamada del programa, y que le suplantó en directo.

Por un "error humano" o debido a "los duendes de la radio", como comentó después el verdadero experto, alguien se prestó a responder a las preguntas de Gemio sobre el estado actual de la televisión con frases vagas como "Los jóvenes se tiran años, horas y horas, en Internet", "Todos los programas son iguales" o "Esperemos que TVE cambie".

Casi diez minutos duró el engaño, hasta que entró la publicidad. Después, y en lugar de iniciar un debate sobre la TDT, Gemio informó de la equivocación a sus oyentes tildando de "impresentable" a la persona que había estado entrevistando. Entonces, dio la bienvenida al Martínez Fernández real, que tuvo sólo unos minutos para dar su opinión.