Alumnos haciendo un examen
Un grupo de alumnos durante un examen. EFE

España incumple todos los objetivos que se marcó la Unión Europea para mejorar los sistemas educativos en 2010 e incluso empeora en los más importantes, como las tasas de abandono escolar o el nivel de comprensión lectora, según un informe sobre reformas educativas publicado por la Comisión Europea.

El Ejecutivo comunitario atribuyó los malos resultados de España a la llegada masiva de inmigrantes durante los últimos años, que son más susceptibles al abandono escolar y a tener problemas de comprensión lectora por constituir uno de los grupos sociales más desfavorecidos; y al fuerte crecimiento experimentado por la economía española hasta el inicio de la crisis, que alejaba a los jóvenes del sistema escolar por la facilidad de encontrar un puesto de trabajo y ganar dinero. La inversión pública en educación es del 4,28% del PIB, la media comunitaria es del 5,05%

Pese a todo, España ha adoptado "reformas importantes" en el sistema educativo durante los últimos años, aunque los resultados no se ven "de la noche a la mañana", según resaltó un responsable del departamento de Educación del Ejecutivo comunitario, Anders Hingel. A su juicio, en el próximo informe PISA podría ya ponerse de manifiesto que estas reformas "han tenido un efecto positivo y han mejorado el nivel de lectura".

Objetivos marcados por la UE

La UE se marcó cinco objetivos en materia de educación que deberían alcanzarse como muy tarde en 2010: situar la tasa de abandono escolar por debajo del 10%; reducir al menos un 20% el porcentaje de alumnos con problemas de comprensión lectora; lograr que al menos el 85% de los jóvenes completen la educación secundaria; aumentar en un 15% el número de diplomados en matemáticas, ciencias y tecnologías; y lograr que el 12,5% de la población adulta participe en formación continua.

Aumenta la tasa de abandonos

España no sólo no ha logrado reducir la tasa de abandono escolar sino que ésta ha aumentado del 29,1% en el año 2000 al 31,9% en 2008, frente al 14,9% de media de la UE.

España también retrocede posiciones en materia de comprensión lectora. La tasa de alumnos de 15 años con problemas de lectura aumentó del 16,3% en el año 2000 al 25,7% en 2006 (frente al 24,1% de media comunitaria).

En 2008, sólo el 60% de los jóvenes españoles de 22 años han completado la educación secundaria no obligatoria, muy lejos del objetivo del 85% marcado por la UE y muy por debajo de la media comunitaria del 78,5%.

Se reduce la inversión en educación

España sí que ha logrado aumentar en un 12,4% el porcentaje de diplomados en matemáticas, ciencia y tecnología entre 2000 y 2007. Pero aún así incumple el objetivo y se sitúa por debajo de la media de la UE (33,6%).  Sólo el 60% de los jóvenes de 22 años han completado la educación secundaria no obligatoria

Finalmente, España ha aumentado el porcentaje de población adulta que participa en formación continua desde el 4,1% en 2000 hasta el 10,4% en 2008.

El informe de Bruselas evidencia además que la inversión pública de España en educación (4,28% del PIB en 2006) está por debajo de la media comunitaria (5,05%) y además ha permanecido estancada durante los últimos años. Las cifras españolas quedan muy lejos de las de los Estados miembros punteros como Dinamarca (8%), Suecia (6,85%) o Finlandia (6,14%).

En estos momentos, sólo Finlandia cumple ya los cinco objetivos marcados para 2010, mientras que Polonia, Suecia y Eslovenia se encuentran cerca.