Hugo Chávez
El presidente de Venezuela, Hugo Chávez, juega con un grupo de niños durante la grabación de su programa televisivo 'Alo Presidente'. REUTERS

El Gobierno colombiano acudirá ante el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas y ante la Organización de Estados Americanos (OEA) debido a las declaraciones realizadas este domingo por el presidente de Venezuela, Hugo Chávez, quien instó a todos los venezolanos a que se preparen "para la guerra" y sugirió que Estados Unidos podría estar planeando una intervención militar contra Venezuela desde sus bases militares en terreno colombiano.

Colombia no ha hecho ni hará ni un solo gesto de guerra

"Ante estas amenazas de guerra pronunciadas por el Gobierno de Venezuela, el Gobierno de Colombia se propone acudir a la OEA y al Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas", indicó el Gobierno de Colombia en un comunicado de prensa.

En dicho documento, el Ejecutivo colombiano rechaza las acusaciones de Chávez y asegura que "Colombia no ha hecho ni hará ni un solo gesto de guerra a la comunidad internacional, y menos a países hermanos".

Superación del narcoterrorismo

Además, reitera que "el único interés" del pacto que permitirá al Ejército de Estados Unidos utilizar siete bases en territorio colombiano "es la superación del narcoterrorismo, que durante tantos años ha maltratado a los colombianos".

"Colombia mantiene su disposición al diálogo franco y a las vías del entendimiento en las normas del Derecho Internacional", agregó el documento emitido por Bogotá.

"Dispuestos a todo"

Por su parte, el presidente de Venezuela, Hugo Chávez, afirmó que "los militares yankis podrán andar por Colombia a sus anchas, por agua, mar y tierra", durante su programa semanal de radio y televisión este domingo. "El gobierno de Colombia no está en Bogotá, ahora está en Estados Unidos", añadió.

Nosotros estamos dispuestos a todo, pero jamás volveremos a ser colonia 'yanki' ni de nadie El mandatario venezolano elevó el tono de su discurso respecto al acuerdo militar entre Estados Unidos y Colombia, denunciando que el pacto viola las leyes internacionales y la propia Constitución colombiana.

Chávez advirtió al presidente de Estados Unidos, Barack Obama, de que una intervención militar contra Venezuela supondría el inicio de "una guerra de cien años". "No se vaya a equivocar y ordenar una agresión abierta contra Venezuela utilizando a Colombia, porque nosotros estamos dispuestos a todo, pero jamás volveremos a ser colonia yanki ni de nadie", agregó.