La Policía española y la francesa han desarticulado un red de narcotraficantes y ha desmantelado un laboratorio de cocaína en una operación conjunta en la que han detenido a cuatro personas e incautado 12 kilos de cocaína, cinco de ellos en un envío interceptado.

La Dirección General de la Policía y la Guardia Civil han informado este domingo de que la organización se estructuraba siguiendo un arquetipo empresarial y desde Madrid se distribuía la droga a otros grupos en Francia, Ibiza e Islas Canarias.

El líder de la organización fue arrestado en Madrid cuando preparaba su huida a SudaméricaUna de las detenciones, la del supuesto jefe de la organización, se ha producido en Madrid y las otras tres en Francia. La investigación, que comenzó hace más de quince meses, ha desvelado que la organización estaba asentada en Madrid y sus actividades divididas por sectores y dirigidas por un máximo responsable.

La distribución de la droga se efectuaba a escala nacional y también hacia Francia, "bajo demanda" de otros grupos de delincuencia organizados, añade la nota, que explica que los datos sobre nuevos envíos e identidades se filtraba dentro incluso del propio grupo con sus distintos sectores, lo que hacía que muchos de sus integrantes no llegaran a conocerse.

Una vez manipulada y envasada la droga con una prensa hidráulica, se almacenaba hasta que se cerraba la negociación con la organización receptora de la cocaína, una operación que siempre dirigía el líder del grupo. Cuando se cerraba el trato, el jefe daba la orden para que el encargado del laboratorio -que incluso pernoctaba en el local para darle seguridad- hiciera entrega de la mercancía a una tercera persona.