La Bolsa española perdió este viernes un 2,3%, la mayor caída desde mediados de agosto, y retrocedió hasta 11.400 puntos, perjudicada por la recogida de beneficios y el descenso de las plazas internacionales.

Las ganancias anuales bajan al 24,13% Así, el principal índice de la Bolsa española, el Ibex-35, en el que sólo subió una empresa (Endesa), cayó 268,60 puntos, el 2,3%, hasta 11.414,80 puntos, con lo que en la semana baja el 2,77% y en octubre, el 2,9%. Las ganancias anuales bajan al 24,13%.

La Bolsa española ignoró la subida del 2% de Wall Street el jueves, lograda por el aumento del 3,5% del PIB, y se lanzó, al igual que las plazas europeas, con moderación a recoger beneficios en el comienzo de esta jornada.

Todos los grandes bajaron: Banco Santander, el 3,13%; BBVA, el 2,86%; Repsol, el 2,36%; Iberdrola, el 1,59%, y Telefónica, el 0,83%.