El Gobierno israelí cederá un terreno de 50 hectáreas junto al bíblico mar de Galilea para la construcción de un parque temático que seguirá los pasos de Jesús por Tierra Santa y que será financiado por grupos evangelistas.

La idea es construir un centro que aporte a los creyentes cristianos la sensación de que "Jesús vivió aquí" y por eso estará situado en una zona entre Cafarnaum, Tabgha y el Monte de la Beatitudes.

En el año 2000, 2,7 millones de turistas visitaron Israel, y alrededor de 1,5 millones eran cristianos por lo que este proyecto busca alentar la llegada de más peregrinos a Tierra Santa, después de cinco años de crisis debido a la Intifada de Al-Aksa.

El proyecto busca alentar la llegada de más peregrinos a Tierra Santa
El ministro de Turismo israelí, Abraham Hirchson, declaró que grupos evangelistas invertirán entre 50 y 70 millones de dólares en el proyecto y serán ellos los que diseñen el centro con la coordinación de Israel.

Hirchson cree que "en noviembre se podrá firmar el primer acuerdo" y asegura que el nuevo centro atraerá a alrededor de 1,5 millones de turistas por año.

A su vez, el centro supondrá un día adicional de visita a los peregrinos que recorren la Galilea tras los pasos de Jesús lo que representará para la población local unos ingresos significativos.

La parte del noreste del mar de Galilea fue elegida para el proyecto porque la mayoría de los capítulos del Nuevo Testamento referentes a la vida de Jesús se desarrollaron en esta zona y fue allí donde Jesús propagó el Evangelio a sus discípulos.

Uri Dagul, jefe de la Asociación de los Hostales Juveniles de Israel, aseguró que "los turistas cristianos derramaran lágrimas y se enternecerán" con el nuevo parque.

"Hay 90 millones de evangelistas en América y 300 millones en todo el mundo. Si sólo un uno por ciento de ellos acuden en peregrinación a Israel, ya será suficiente para que nuestro proyecto tenga éxito", afirmó Dagul.