'La pareja británica está ahora en nuestras manos. Les capturamos mientras estaban navegando por el océano Índico', dijo un pirata llamado Hasan a Reuters, añadiendo que ambos se encontraban bien y que habría una petición de rescate.

Una fuente del Gobierno de las Islas Seychelles dijo que la guardia costera británica captó una señal de socorro después de que Paul y Rachel Chandler se adentraran en aguas donde se sabe que ha habido ataques de piratas el 22 de octubre.

'Actualmente estamos en contacto con la familia en Reino Unido y la guardia costera de Seychelles que sigue supervisando la situación y ya ha llevado a cabo una exploración de la zona', dijo Matthew Forbes, Alto Comisionado Británico para las Seychelles, a Reuters.

Los piratas llevan años asediando las vías marítimas de la costa de Somalia. Marinas extranjeras tienen barcos de guerra en la zona para intentar evitar secuestros, pero los grupos criminales han empezado a perseguir barcos a una distancia bastante mayor en el Índico.

Los piratas utilizan normalmente 'barcos nodriza' para navegar cientos de millas marítimas y después lanzan ataques en pequeñas embarcaciones, armados con rifles de asalto y lanzagranadas.

Un pesquero español, el Alakrana, lleva desde el pasado 2 de octubre en manos de los piratas.