El crecimiento de la sanidad privada en Málaga ha sido imparable. Actualmente el número de camas en las clínicas y hospitales privados es mayor que en los centros públicos.

Este dato se registra por primera vez este año, según los datos del Catalógo de Hospitales del Ministerio de Sanidad, a los que este periódico ha sumado las 136 del hospital privado Quirón, inaugurado ayer.

De las 4.993 existentes, el 46% corresponden al sistema sanitario público, algo que contrasta con la situación de 1998, cuando había 4.567 plazas y el 56% eran públicas.

En la última década, las camas de empresas sanitarias han aumentado en 659 unidades, mientras que las públicas son 233 menos.

El número de camas se ha convertido en uno de los argumentos centrales de la plataforma de partidos políticos, sindicatos, administraciones (excepto la Junta) y ciudadanos que reivindican un tercer hospital público en la ciudad de Málaga.

Según la Organización Mundial de la Salud, los márgenes aceptables oscilan entre las 80 y las 100 camas cada 10.000 habitantes. En Málaga hay una media de 19, según el PP. En Andalucía hay 2,13 camas por cada 1.000 habitantes, mientras que en Málaga son 1,93 (Granada, Cádiz y Jaén rondan las 2,3).

El debate sobre el tercer hospital

La Junta argumenta que la ratio de camas por habitante no es significativa para saber si hace falta o no un tercer hospital público, ya que las nuevas técnicas quirúrgicas reducen los días de ingreso hospitalario. Prioriza descentralizar en la provincia y crear un macrohospital que sustituya al complejo Carlos Haya en la capital.

El responsable de la clínica La Encarnación, Jesús Burgos, explicó en 2008 que tenía dos quirófanos y 50 camas, pero estaba construyendo otro hospital con las mismas camas y 8 quirófanos. El Colegio de Médicos apuesta por un tercer hospital para dependientes y mayores. Algunos médicos matizan que en esos dos casos es el hospital el que debe ir a casa del enfermo.

Consulta aquí más noticias de Málaga.