Jubilados
Un grupo de jubilados en un parque. ARCHIVO

La inestabilidad laboral provocada por la crisis económica impide al 65% de los españoles ahorrar para su jubilación, frente al 61% de hace un año, según los datos del II Observatorio Nacional sobre Pensiones de Caser conocidos este martes.

Además de la incertidumbre sobre el mantenimiento del empleo, el otro factor aducido por los más de 4.000 encuestados es el exceso de gastos, aunque el estudio aclara que este último factor ha descendido este año como consecuencia de la crisis crediticia.

El destino de los ahorros se utiliza para hacer frente a las necesidades cotidianas No obstante, según Caser estos datos no implican que las familias españolas hayan dejado de ahorrar, ya que el ahorro sobre la renta disponible ha aumentado, sino que el destino de estos fondos es cortoplacista y se utiliza para hacer frente a las necesidades cotidianas.

Más del 80% de los encuestados cree que es "imposible" ahorrar para la jubilación, y entre los motivos aducidos destaca la edad, ya que el 46,3% declara ser joven aún y el 39,4%  ser demasiado mayor.

Confianza en el sistema público de pensiones

El director de Particulares, Vida y Pensiones de Caser, Manuel Álvarez, destacó en la presentación del Observatorio que el 58% de los españoles que no ahorran admiten que en parte lo hacen confiados en el sistema público de pensiones.

De hecho, en el último año ha repuntado la confianza de los españoles en la Seguridad Social, ya que el porcentaje que justifica su falta de ahorro por este motivo se ha elevado hasta el 58%, frente al 45% de hace un año.

Sólo el 3 %de los ahorradores dedica más de 5.000 euros al año a planes de pensiones Asimismo, más del 90% de los encuestados no sabe qué es el Pacto de Toledo, el acuerdo parlamentario para garantizar el futuro de las pensiones en vigor desde 1995.

En cuanto a las familias que sí son capaces de ahorrar, el 95% se inclina por planes de pensiones, con aportaciones medias de entre 1.500 y 3.000 euros al año para el 44% de ellos.

El 17%es capaz de destinar entre 3.000 y 5.000 euros al año, el 36% sólo puede aportar entre 600 y 1.500 euros, y tan sólo el 3 %de los ahorradores dedica más de 5.000 euros al año.