María Dolores de Cospedal
María Dolores de Cospedal, en una imagen de archivo. Sergio Barrenechea / EFE

La guerra entre el PP nacional y el valenciano ha vivido este miércoles un nuevo episodio, y por el momento Mariano Rajoy sale victorioso. La mirada estaba puesta en el pleno de las Corts valencianas, donde surgía la duda de si Ricardo Costa, en contra de la orden de Génova, ejercería sus cargos como portavoz y secretario general del PP valenciano.

Momentos antes del inicio del pleno, el líder del PP valenciano, Francisco Camps, se reunía con Camps. Del encuentro salía un anuncio: Costa deja de ser portavoz y secretario general del PP valenciano.

Si se encastilla habrá que tomar las medidas oportunasLa destitución ha llegado después de la amenaza de la dirección nacional del PP de que si Costa se empeñaba en aferrarse a sus cargos podría ser expulsado del PP. Lo decía en una entrevista en la Cope María Dolores de Cospedal, secretaria general del PP. Cospedal recordaba que Costa ya no es portavoz ni secretario general y que "si se encastilla habrá que tomar las medidas oportunas".

La secretaria general del PP, en el discurso más duro escuchado por ahora en la dirección nacional del partido, afirmó que la rueda de prensa que Costa ofreció en la mañana de ayer "no fue demasiado afortunada", y le recordó que en política "los puestos no le pertenecen a uno" por lo que "no puede creerse que son de su propiedad".

La secretaria general del PP acusó a Costa de tratar de "utilizar" su puesto "en beneficio propio" y aseguró que si quisiera beneficiar a la organización a la que representa "lo lógico" es que intentara que "esté de la manera más suave posible".

"Lo que no va a admitir la dirección es esta especie de 'ahora sí o ahora no' o que un secretario general autonómico decida lo que la dirección nacional tiene que hacer. De ninguna manera", ha recalcado.

El pulso

El pulso entre Madrid y Valencia vivió su punto álgido en la mañana del martes, durante el comunicado leído por Costa en el que retaba a la dirección nacional del PP a investigarle "si tienen dudas de mí". A partir de ese momento, varios comunicados sembraban la confusión.

Un comunicado del PP nacional confirmaba que "el presidente del PPCV, Francisco Camps, ha comunicado a la dirección nacional que el Comité Ejecutivo regional ha acordado suspender temporalmente y a petición propia, en todas sus funciones en el partido como secretario general y, según esta misma comunicación, como portavoz del Grupo Parlamentario de Las Corts, a Ricardo Costa".

Los 'populares' valencianos, por su parte, respondieron a la comunicación de Génova asegurando que Costa sólo cesará "voluntariamente" de sus funciones si la dirección nacional del PP abre una investigación interna.