Comunidad Valenciana

Derribarán en Elche seis chalés de británicos que edificaron sin licencia

El Ayuntamiento acusa a la inmobiliaria Prever 2002 de estafar a los compradores. Cada vivienda cuesta unos 300.000 euros.
El Ayuntamiento de Elche demolerá próximamente seis viviendas unifamiliares de una urbanización construida ilegalmente en terrenos rústicos de la Sierra del Molar, tal y como establece una sentencia judicial.

En total, fueron edificadas 13 casas en esta zona sin los permisos pertinentes, de las cuales dos ya se derribaron y las 11 restantes se hallaban inmersas en un proceso judicial. Los dueños de estos chalés, la mayoría británicos, compraron el terreno supuestamente a la inmobiliaria Prever 2002, y construyeron viviendas valoradas en 300.000 euros, sin la pertinente licencia y haciendo caso omiso a las advertencias de paralización de las obras, según fuentes consistoriales.

Urbanismo interpuso una denuncia contra la inmobiliaria, que supuestamente aconsejó a los compradores, por un delito de desacato, al haber roto en varias ocasiones los precintos de paralización de obra colocados por la Policía Local.

Por su parte, el abogado de la empresa, Alfredo Martínez Lidón, señaló ayer que «Prever es sólo una entidad inmobiliaria que ha ayudado a los compradores del suelo en los trámites de construcción». Lidón tildó la actuación del concejal de Urbanismo de «cuestión personal» contra la empresa, ya que existen numerosas viviendas ilegales en Elche construidas con anterioridad.

Según su testimonio, «la empresa sólo compró unos terrenos, los dividió en seis partes y los vendió», por lo que exculpa a la entidad de la construcción de las viviendas y, por tanto, del supuesto fraude.

Dicen ser víctimas de un fraude

El diario británico The Times ha criticado la actuación del Ayuntamiento y considera a sus compatriotas víctimas de «promotores sin escrúpulos que aprovecharon una legislación más bien laxa para construir miles de casas». Los afectados, sigue el periódico, aceptaron los consejos de los abogados de la inmobiliaria en lugar de recurrir a expertos independientes, y «no se enteraron de que las casas ofrecidas estaban construidas ilegalmente», señala el rotativo.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento