Pedro Solbes
El ex vicepresidente segundo del Gobierno, Pedro Solbes. ARCHIVO

El ex vicepresidente segundo del Gobierno, Pedro Solbes, ha roto su silencio y ha afirmado que "han hecho las cosas que yo no quería hacer", en referencia a las medidas económicas adoptadas por el Gobierno y a los Presupuestos Generales del Estado. Reconoce que no ha vuelto a hablar con Zapatero desde que abandonó su escaño

A lo largo de una entrevista publicada por El Mundo, el ex ministro  reconoció abiertamente que no estaba dispuesto a avalar el cambio de rumbo puesto en marcha por el Ejecutivo.

Solbes rompía así un silencio de siete meses desde Goteborg (Suecia), donde acudió como presidente de la Junta de Supervisión del Grupo Asesor Europeo sobre Información Financiera (Efrag) a un ciclo de conferencias sobre el sector financiero.

Relación con Zapatero

Pedro Solbes ha reconocido que no ha vuelto a hablar con el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, desde que abandonó su escaño de diputado, hace más de dos semanas, contradiciendo las palabras del presidente del Gobierno, que aseveró un día después de su renuncia: "Sigo hablando con él [Solbes], porque somos amigos".

El ex ministro de Economía se queja en privado de que el Gobierno esté dando palos de ciego en materia económica e improvisando una medida tras otra. Sin embargo, no critica en sí el incremento fiscal, que ve lógico en el objetivo de llegar a un déficit del 3% en 2012, como quiere Zapatero. Aunque lo ve poco probable.

Salgado siente un "gran respeto" por Solbes

Por su parte, la vicepresidenta segunda del Gobierno y ministra de Economía y Hacienda, Elena Salgado, recalcó hoy el "gran respeto" que profesa a su predecesor en el cargo, Pedro Solbes. "Tengo un gran respeto por el señor Solbes y lo sigo teniendo", subrayó Salgado al ser preguntada por las declaraciones del ex vicepresidente.

Tengo un gran respeto por el señor Solbes y lo sigo teniendo

A su llegada a la reunión de ministros de Finanzas de la zona del euro (Eurogrupo) que hoy se celebra en Gotemborg, Salgado defendió la subida de impuestos adoptada por el Gobierno, pero también dejó claro su respeto a las opiniones de Solbes.

Además, Salgado, ha dicho que las medidas anticrisis de estímulo fiscal deben mantenerse como mínimo durante todo el año 2010 porque "la recuperación aún no ha llegado". Sin embargo, Salgado ha afirmado que no ve contradictorio el mantenimiento del estímulo fiscal y la subida de impuestos aprobada por el Gobierno para el año que viene y ha recordado que otros países como El Reino Unido o Finlandia también subirán los impuestos.

La vicepresidenta ha reiterado que, en su opinión, "la recuperación empezará en 2010, quizás la segunda parte del año". Por esta razón, consideró que "2011 podría ser un año adecuado" para retirar las medidas de estímulo. Además, ha abogado por que la supresión de las medidas anticrisis se realice de manera progresiva.