Reivindican la autonomía en integrar a los inmigrantes a través del aranés

  • La Val d'Aran cuenta con un 23% de población inmigrante.
  • El plan comparte las mismas normas previstas en Catalunya.

El sindic de Aran, Francesc Boya, reivindica la "autonomía" del Conselh Generau d'Aran para gestionar la diversidad y la cohesión del país, utilizando el aranés como lengua vinculada de integración, en una reunión con el secretario de Inmigración de la Generalitat, Oriol Amorós.

Boya pretende aplicar las directrices del Plan Nacional para la Inmigración con la finalidad de consagrar el aranés como lengua común y compartida para todos los nuevos ciudadanos de Aran.

La Val d'Aran cuenta con un 23 por ciento de población inmigrante, por lo que el sindic afirma que "es necesario seguir trabajando desde el Conselh Generau para gestionar la proximidad del fenómeno de la inmigración, que hasta ahora ha dado un resultado positivo".

Según Boya "es necesario que los nuevos ciudadanos se integren en el reconocimiento de la cultura que les acoge".

Amorós por su parte asegura que el Pacto está trabajando para mantener una inmigración regulada, adaptada a los servicios públicos para evitar conflictos sociales, y encontrar así un equilibrio entre la diversidad cultural y la cohesión social.

En este sentido, el secretario de la Generalitat destaca que el Plan aplicado en Aran, respecto del aranés, comparte las mismas normas previstas en Catalunya, respecto al catalán.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento