Montero y Belarra piden unidad ante la violencia política "sin freno": "Odian más a la ministra de Igualdad que a Pablo Iglesias"

Irene Montero e Ione Belarra se abrazan este sábado.
Irene Montero e Ione Belarra se abrazan este sábado.
EFE

La ministra de Igualdad, Irene Montero, ha defendido la ley del 'solo sí es sí' porque protege a todas las mujeres que sufren violencias sexuales y ha demandado unidad del feminismo ante la "violencia política" que "no va a parar", porque "no es una bronca" sino la estrategia de la derecha "política, judicial y mediática" para frenar los avances del Gobierno de coalición.

Así lo ha trasladado durante el acto 'Con todas. Por todas', organizado por Podemos en el Círculo de Bellas Artes precisamente para arropar a la titular de Igualdad, tras el ataque personal que lanzó Vox en el Congreso y la "cacería política" contra ella por la polémica por la reducción de penas a condenados tras la entrada en vigor de la ley.

Un respaldo al que se han sumado también el expresidente socialista José Luis Rodríguez Zapatero y la exdiputada socialista en Madrid Carla Antonelli, cargos de IU y el exvicepresidente Pablo Iglesias.

Y un día después del 25N y de la manifestación convocada por el Movimiento Feminista de Madrid con presencia de ministras del PSOE donde se escucharon gritos que pedían su dimisión, la ministra ha apelado a la necesidad de que todas las feministas, pese a la diversidad e incluso discrepancia que presenta el movimiento, estén "juntas y unidas" para "defender el avance de derechos".

"La violencia política es una estrategia para que dudemos de nosotros mismas, las unas de las otras (...) para no generar redes de confianza, de alianzas. Por eso es importante que compañeras usen su poder para alzar la voz y defender las conquistas del feminismo", ha apelado durante su intervención.

Sobre todo, ha citado la necesidad de terminar la legislatura con la aprobación de leyes feministas como la Ley Trans y la reforma de la del aborto, a la vez que ha recalcado que la normativa 'solo sí es sí' es "sólida" y protege a todas las mujeres aunque no denuncien sufrir violencias sexuales (algo que ocurre en nueve de cada diez víctimas).

Es más, Montero ha recalcado que esa campaña de "violencia política" busca "destruirla" a ella y a otras dirigentes, como las exministras del PSOE Bibiana Aido y Leire Pajín, porque no se limita a un "insulto" o una "bronca" parlamentaria, como la que hubo en el Congreso, sino un plan de sus adversarios para frenar al conjunto del feminismo, disciplinar a sus dirigentes.

La prueba de ello, ha desgranado Montero, es la "reacción de la extrema derecha" y del PP, que sobre el incidente de Vox dijo: "Quien siembra viento recoge tempestades". Y es que ha recalcado que "no es la primera ni será la última" que padece esa campaña, para rememorar las represalias durante el franquismo a las mujeres de izquierda. "Los adversarios no van a parar", ha reafirmado.

Cierre de filas de Podemos

En esta cita para arropar a la titular de Igualdad, ha recibido el respaldo de su partido con multitud de cuadros de Podemos pero también de formaciones como En Comú Podem (mediante su diputado Ismael Cortés) y el dirigente de IU y secretario general del PCE, Enrique Santiago.

La formación morada se ha movilizado para cerrar filas con la titular de Igualdad con la presencia de su líder y ministra de Derechos Sociales, Ione Belarra, diversos coordinadores autonómicos como Jesús Santos y Alejandra Jacinto (Madrid), Pilar Garrido (País Vasco), (Irene de Miguel) y Antonia Jover (Baleares), entre otros, y cargos estatales como la secretaria de Organización, Lilith Verstrynge, la coportavoz estatal Isa Serra, diversos diputados en el Congreso, la secretaria de Igualdad, Ángela Rodríguez 'Pam' y la delegada del Gobierno contra la violencia de género, Victoria Rosell.

La afluencia al evento, convocado en apenas 48 horas, ha desbordado las previsiones de la organización. Según explican fuentes del partido, 400 personas han llenado el aforo de la sala donde se desplegaba el acto, otras 200 lo han seguido por monitores en un hall contiguo y se han quedado fuera 700 que aguardaban a poder acceder al recinto, lo que ha motivado que tanto Belarra como Verstrynge salieran para agradecerles el compromiso con la ministra de Igualdad.

"La odian más que a Pablo Iglesias"

Por su parte, Ione Belarra ha dicho este sábado que PP y Vox "odian más" a la ministra de Igualdad, Irene Montero, de lo que "odiaron a Pablo Iglesias".

La ministra ha calificado a los dos partidos de la derecha como "herederos de la tradición reaccionaria" porque "odian a las mujeres y la democracia" y se "oponen" a sus derechos.

Ante un auditorio lleno, Belarra ha calificado a Montero —"hija de la clase trabajadora"— como "el baluarte del feminismo internacional" y ha subrayado que la cacería política contra la titular de Igualdad "es la más salvaje" que se ha vivido en los últimos años.

"Si alguien ha contribuido a esa cacería política es la derecha política, judicial y mediática, pero también una parte de la progresía mediática", ha expresado, al tiempo que ha opinado que el objetivo que subyace de esa "cacería" siempre ha sido "la destrucción personal para la destrucción del objetivo político".

Las descalificaciones vertidas por parte de diputada de Vox Carla Toscano hacia Montero son la "gota que colma el vaso", un hecho "muy grave", ha comentado Belarra, aunque en su opinión "el vaso empezó a llenarse mucho antes" a través de "horas y horas de tertulias de radio y televisión desprestigiando a una ministra porque es mujer, joven y feminista".

Por último, un día después de que el feminismo se manifestara dividido en Madrid —una manifestación recorrió la capital, a la que acudieron las ministras del PSOE, y otra el distrito madrileño de Vallecas, donde acudió Irene Montero y dirigentes de Podemos— la titular de Derechos Sociales ha pedido "unidad" al movimiento.

Zapatero y Antonelli

Ovacionada en diversos momentos con aplausos y consignas como 'Irene', 'Sí se puede' y 'Si nos tocan a una, nos tocan a todas', una de las sorpresas ha sido la emisión de un vídeo con el mensaje de apoyo de Zapatero, quien ha dejado patente su reconocimiento a la ministra por las leyes impulsadas, frente a aquellos que "insultan", presumen de su "machismo" y representan un "pasado oscuro y tenebroso". "Nosotros podemos presumir de fomentar la cultura de los derechos, de la igualdad y la cultura que hace avanzar a la sociedad", ha destacado el exlíder del PSOE.

La propia Antonelli, que dejó las filas entre críticas por la actitud del partido a la Ley Trans y también ha sido aplaudida por los asistentes, ha dirigido unas palabras al auditorio para mostrar su solidaridad por los "ataques" y la "violencia" vertido contra "todo lo que sale del Ministerio de Igualdad", incluso desde aquellos sectores de izquierda que no asumen que hay un gobierno de coalición. "Siempre te estaré agradecida por tu apoyo a la Ley 'Trans'(...) Sobre tus espaldas han caído todos los odios", ha exclamado.

También han participado junto a las dos ministras del partido morado la periodista Cristina Fallarás, la presidenta de la Federación Plataforma Trans, Mar Cambrollé, la abogada Carla Vall, las actrices Itziar Castro y Patricia Galván y la comunicadora Jen Hernanz, con mensajes que han alternado el respaldo y críticas a parte de la izquierda que no reivindica la figura de Montero.

Entre el público, estaban presentes también representantes de colectivos sociales como 'Somos Tribu Mujeres', SAT 'Impacto de Género Ya' y la presidenta de la asociación en defensa de las trabajadoras del hogar y cuidados (SEDOAC), Carolina Elias.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento