Montero anuncia un acuerdo con Unidas Podemos sobre el paquete fiscal del Gobierno que los morados niegan

La ministra de Hacienda y Función Pública, María Jesús Montero, durante la apertura del curso académico de la Facultad de Ciencias Económicas y Empresariales de la Universidad de Sevilla.
La ministra de Hacienda y Función Pública, María Jesús Montero, durante la apertura del curso académico de la Facultad de Ciencias Económicas y Empresariales de la Universidad de Sevilla.
Joaquín Corchero / EP

La ministra de Hacienda, María Jesús Montero, ha anunciado este jueves haber alcanzado un acuerdo con Unidas Podemos sobre el paquete de medidas fiscales en el que el Gobierno estaba trabajando. La número 2 del PSOE ha asegurado que lo va a presentar en la sede del Ministerio a las 11:30, aunque fuentes de la formación 'morada' niegan que hayan alcanzado pacto alguno y aseguran que se sigue negociando durante la mañana de este jueves.

¿Hay acuerdo?, le han preguntado los periodistas a su llegada a la sesión de control. "Sobre Presupuestos, no, pero sobre paquetes fiscales, sí", ha respondido la titular de Hacienda, que ha emplazado a las 11:30 para dar los detalles sobre la batería de medidas tributarias del Ejecutivo. No obstante, fuentes de Unidas Podemos han rechazado que se hubiera alcanzado acuerdo alguno en la reunión que mantuvieron ayer ambas formaciones. "Ahora mismo, a pesar de lo que convoque o diga Montero, no hay acuerdo", aseguran fuentes de la formación.

[11:47] Héctor Manuel Garrido Sánchez
YouTube

Con todo, el paquete fiscal llega en plena batalla del Ejecutivo con el Partido Popular después de que las autonomías conservadoras hayan comenzado lo que desde el Gobierno han tildado como una "competición fiscal a la baja" y también lo haya hecho uno de los principales barones socialistas y presidente de la Comunidad Valenciana, Ximo Puig. Eso ha provocado que Hacienda se haya planteado incluir el Ejecutivo rebajas selectivas. Desde el Ministerio de Hacienda señalan que "está todo abierto". "Habrá medidas para garantizar que contribuyan más los que más tienen. A partir de ahí, entra todo lo que permita ganar progresividad al sistema", añaden las fuentes consultadas.

Otras fuentes abundan en que en la mesa de negociación se está estudiando la reducción de la carga fiscal para rentas medias y bajas a través de un sistema diferente al utilizado por Puig y también al propuesto por el PP: reduciendo tramos en el IRPF, lo que podría permitir en la práctica bajar el tipo que pagan los contribuyentes menos adinerados. Por su parte, la vicepresidenta segunda del Gobierno, Yolanda Díaz, planteó que el Ejecutivo baraja que "a los tramos [de IRPF] más bajos se les aumente la deducción que tienen" mientras se suben los impuestos a las rentas de más de 200.000 euros anuales.

Este movimiento supone un cambio con respecto a lo que planteaban el miércoles fuentes cercanas a la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, que rechazaban por la mañana que se fueran a producir rebajas impositivas, justo cuando el Gobierno está tratando de que cale su mensaje en el debate fiscal: los impuestos pagan "profesores, médicos y estudios...". Lo que desde Hacienda sí niegan categóricamente es que se vaya a incluir son las dos principales peticiones del PP: ni deflactación del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas ni la bajada del IVA al 4% para "productos básicos" de la cesta de la compra.

En Moncloa hay cierto desconcierto en el debate fiscal. Hasta hace días, en el palacio presidencial estaban "encantados" de que se hablase de impuestos. Veían que podían "ganar" la discusión. No obstante, el presidente de la Comunidad Valenciana rompió el martes el marco discursivo al sumarse a la iniciativa fiscal del PP. Además, puede que no sea el único, ya que Canarias o Navarra -con socialistas en sus gobiernos autonómicos- también lo estudian.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento