Podemos hace oídos sordos a la negativa de Sánchez y redobla la presión para limitar la subida de las hipotecas de los mileuristas

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y la ministra de Derechos Sociales y secretaria general de Podemos, Ione Belarra, en el Congreso de los Diputados.
El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y la ministra de Derechos Sociales y secretaria general de Podemos, Ione Belarra, en el Congreso de los Diputados.
EP / EFE

No habrá paso atrás de Unidas Podemos después de que el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, asegurase el martes que los tratados europeos impiden establecer un tope a las hipotecas a tipo variable para recortar la subida que están experimentando por el alza del euríbor. La formación morada insiste en que su propuesta de limitar el diferencial con el que los bancos determinan el tipo de interés en estos préstamos es perfectamente legal, y aseguró que el PSOE está poniendo "las mismas excusas de siempre" para evitar abordar una medida que "no puede esperar".

Fuentes de Unidas Podemos aseguran que van a defender con toda la contundencia posible su propuesta en los próximos días, pese a que haya sido el presidente Sánchez en persona -y no alguno de los ministros socialistas, como viene siendo habitual- el que ha descartado su puesta en marcha, aunque tras asegurar que "comparte" el análisis de la formación morada. De hecho, Unidas Podemos no ha tardado ni 24 horas en contradecir a Sánchez, y lo ha hecho por boca de la número uno de Podemos y ministra de Derechos Sociales, Ione Belarra, que insistió en que la medida debe aplicarse "ya".

"Volvemos a escuchar las mismas excusas de siempre: la UE no nos deja", criticó Belarra este miércoles en un hilo en su cuenta de la red social Twitter. La ministra aseguró que el presidente Sánchez no dice la verdad al plantear que la legislación europea prohíba este límite en el diferencial de las hipotecas, y señaló expresamente que "no es cierto que en el Tratado de la Unión Europea no se permita limitar las subidas de las hipotecas" y que esa "prohibición" tampoco figura "en la directiva europea que regula la materia".

"Es más, en España tenemos ya un Código de Buenas Prácticas que establece algo similar", apuntó Belarra, que explicó que, "en caso de reestructuración de deudas hipotecarias, las entidades se comprometen a implementar una limitación del tipo de interés aplicable". "Es decir, si limitar la subida de los tipos de interés variables no estuviera permitido por la normativa europea, [esa medida] no estaría incluida en un código para que las entidades adheridas lo aplicaran", argumentó la ministra y líder de Podemos.

Para Belarra, la "excusa" del PSOE va en la misma línea que sus reticencias iniciales a medidas que finalmente se han puesto en marcha, como "el tope al gas, la subida del salario mínimo o el impuesto a la banca y a las eléctricas". Y el portavoz parlamentario de Unidas Podemos, Pablo Echenique, señaló este miércoles que los socialistas deberían "aceptar algo que es justo y equilibrado", como es a su juicio la medida defendida por la formación morada.

No obstante, este miércoles fuentes socialistas del Gobierno no se movían ni un ápice de la opinión que expresó el presidente Sánchez el martes por la noche y aseguraban que, si la propuesta de Podemos pasa por establecer topes en los diferenciales de las hipotecas, "no es factible". Estas mismas fuentes tampoco se mostraban especialmente convencidas de la idea lanzada desde la tribuna del Congreso por el portavoz de ERC, Gabriel Rufián, que planteó poner en marcha un "fondo de rescate" para pagar la hipoteca a las familias que no pueden afrontarla. A su juicio, medidas esa pueden provocar un "efecto llamada" al "impago de la hipoteca". "Esto no es serio", espetan estas fuentes.

Pese a la frialdad con la que el PSOE ha recibido su propuesta, las fuentes de Unidas Podemos consultadas aseguran que tienen intención de seguir presionando en los próximos días y semanas, lo que amenaza con crear un nuevo frente en el Gobierno en plena negociación de los Presupuestos Generales del Estado, que según los morados no avanzan con la fluidez que deberían. La medida sobre las hipotecas, no obstante, está en principio desligada de las conversaciones sobre las cuentas, y Unidas Podemos sostiene que su idea es incluirla en un nuevo decreto de medidas para hacer frente a la crisis desatada por la guerra y la inflación.

Sin embargo, al menos por el momento parece poco probable que el PSOE estudie siquiera la posibilidad de establecer esta limitación a las hipotecas de tipo variable, y el propio Sánchez defendió en su lugar el martes el impuesto a las entidades financieras -y a las empresas energéticas- que comenzó esta semana a debatirse en el Congreso de los Diputados. "Yo tengo muchos defectos y he cometido errores, pero voy a hablar claro a los españoles: sé que la derecha política, económica y mediática quiere que los progresistas nos rindamos, pero no nos vamos a rendir", espetó.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento