Rubia Naz, de asociación Pakmir: "El asesinato de dos hermanas en Pakistán no tiene nada que ver con la cultura, sino con el machismo"

Rubia Naz, de asociación Pakmir
Rubia Naz, de asociación Pakmir
20MINUTOS

"Matrimonios forzados, crímenes 'de honor', violaciones, violencia vicaria. Ocurra aquí o en Pakistán, es machismo". Así lo subraya Rubia Naz, de la asociación de mujeres pakistaníes Pakmir, ubicada en Montcada i Reixac (Barcelona), y remarca que el asesinato de las hermanas de Terrassa no tiene "nada que ver con la cultura del país, sino con el machismo".

Arooj y Anisa Abbas, dos hermanas pakistaníes que vivían en Terrassa (Barcelona), fueron brutalmente asesinadas por sus propios familiares durante un viaje a Pakistán, al que fueron engañadas tras haber mostrado su intención de divorciarse de sus primos. 

Sobre estos crímenes 'de honor', Naz señala que son "hombres que asesinan a mujeres por ideas concebidas por hombres, como la del 'honor'. El machismo presente en la sociedad pone a las mujeres como portadoras del 'honor' familiar y lo utilizan para culparlas cuando su comportamiento difiere del esperado y toca el ego frágil de los hombres".

Para Naz, vincular estos hechos atroces a la cultura o a la religión y no al machismo es "racista y discriminatorio". "Parece que el machismo sólo exista aquí: todo lo que ocurre aquí es machismo, pero lo que pasa allí es 'su cultura'", lamenta, y remarca que hay sectores más conservadores que "no tratan igual un crimen machista aquí que en otros países, donde entonces sí son una salvajada".

Además, apunta que este foco "nos señala directamente y no permite a personas de la comunidad pakistaní mostrar su duelo. Si se nos señala, no podemos participar de este duelo, y estoy muy enfadada e indignada. Las dos hermanas de Terrassa tenían casi mi edad".

Diferencias entre el matrimonio concertado y forzado

Por otra parte, Naz remarca que "el matrimonio forzado -que no el concertado- no tiene nada que ver con la cultura y no es algo que se limite al contexto pakistaní, sino que es una práctica machista para controlar a las mujeres que ocurre en muchos otros países".

Así, subraya la necesidad de diferenciar entre el matrimonio concertado y el forzado. El concertado, explica, "es legal y sí es una práctica cultural, aunque no limitada al contexto pakistaní, sino al sur de Asia". Esta práctica "es como cuando aquí una amiga te presenta a alguien con quien cree que puedes encajar, pero esta guía viene de parte de los padres o de los mayores de la familia. Es como un 'Tinder' familiar".

En estos casos, remarca, "ambas partes tienen voluntad de unirse y se presentan perfiles atractivos, pero en ningún caso se trata de una asignación". El matrimonio concertado, además, "ha evolucionado y se han creado aplicaciones para conocer a personas en línea".

En cambio, los matrimonios forzados, en los que "se pierde la libertad" para elegir y se obliga a una de las partes -generalmente a la mujer- a casarse, "están prohibidos" en Pakistán. En algunos casos, señala, también puede ocurrir que algunos matrimonios que empiezan como concertados acaben siendo forzados. 

Evitar los matrimonios forzados en Cataluña

Los matrimonios forzados son una práctica que, pese a que pueda sonar lejana, ocurre también en Cataluña. Según datos del Departamento de Interior de la Generalitat, los Mossos d'Esquadra atendieron a 85 niñas y 68 mujeres por matrimonios forzados o por estar en riesgo de sufrirlos entre 2010 y 2019.

Sólo el año pasado, 10 jóvenes de entre 14 y 20 años fueron atendidas por estos motivos, seis de las cuales eran menores de edad. En marzo de 2020, el Departamento de Asuntos Sociales de la Generalitat, en aquel momento dirigido por Chakir El Homrani (ERC), presentó un protocolo de prevención ante estos casos para saber cómo detectarlos, cómo intervenir y cómo ayudar a las víctimas. 

Para Naz, esta prevención es necesaria a la hora de evitar los matrimonios forzados, y pide que, a la hora de establecer o retocar los protocolos, "se cuente con la participación de asociaciones que traten con mujeres de diferentes comunidades para que puedan aportar su experiencia sobre cómo detectar y prevenir esta práctica".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento