La manifestación del sector educativo catalán reúne a 3.000 personas en Barcelona

La manifestación de docentes de este miércoles en Barcelona.
La manifestación de docentes de este miércoles en Barcelona.
ACN

El sector educativo de Cataluña ha vuelto este miércoles a la huelga y ha reunido a 3.000 personas en la manifestación de Barcelona, según la Guardia Urbana, tras los paros parciales del pasado 17 de mayo y las cinco jornadas de protesta que los docentes llevaron a cabo en el mes de marzo.

Así, los sindicatos educativos Ustec·Stes, CC.OO., Intersindical-CSC, Aspepc·Sps, UGT, CGT y Usoc han convocado la huelga para protestar contra las "imposiciones" del Departamento de Educación y para reclamar que se reviertan los recortes, que se reduzcan las ratios de alumnos, que se estabilice al personal interino y el retorno de la segunda hora lectiva a todo el personal, entre otras cosas.

El Departamento ha cifrado en un 6,19% el seguimiento de la huelga, con unos servicios mínimos fijados de un docente por cada tres aulas en la educación infantil, primaria y secundaria obligatoria, y deberá haber una persona del equipo directivo por cada centro.

La manifestación ha arrancado sobre las 12 horas en Jardinets de Gràcia de Barcelona y se ha dirigido a la sede del Departamento de Educación. La huelga forma parte de los paros completos anunciados para este miércoles y para el 9 de junio, además de los paros parciales de 8 a 10 de la mañana que tuvieron lugar el 17 de mayo y que se repetirán el 2 de junio.

En cuanto a los motivos para volver a la huelga, los sindicatos señalan en un comunicado que han conseguido "sentar a negociar al Departamento y que comience a plantear propuestas que eran impensables al inicio de curso, pero siguen siendo insuficientes ya que dejan a una parte del colectivo aparte", en referencia, por ejemplo, a la recuperación de una hora lectiva el próximo curso en escuelas, pero no en institutos, tal y como ofreció el Departamento.

Además, Educación también rechazó posponer el avance del inicio de curso, tal y como pedían los sindicatos, que critican "las descalificaciones del conseller a los docentes y las llamadas a los diferentes sindicatos con propuestas descafeinadas que evidencian el objetivo de la administración de romper la unidad sindical".

El Govern dice que hay "cansancio"

La directora general de Profesorado y Personal de Centros Públicos de la Generalitat, Dolors Collell, ha sostenido que el 6,19% de seguimiento de la huelga educativa de este miércoles "indica un cierto cansancio". "Cuando una movilización empieza con un malestar importante, pasan los días y no se llega un acuerdo, genera mucho desencanto y mucha frustración", ha comentado en declaraciones a periodistas.

No obstante, ha asegurado que entiende el malestar: "Nuestra capacidad de escucha y de empatía está ahí. No estamos menospreciando las manifestaciones ni las cifras de la gente que hace huelga", y ha afirmado que la voluntad del Departamento de Educación es revertir los recortes, pero ha remarcado que hay un contexto económico a contemplar.

Por otra parte, ha asegurado que el Departamento mantiene la voluntad negociadora con los sindicatos y ha celebrado que asistieran a una mesa sobre estabilización del personal el pasado lunes en la que se avanzó "muchísimo". Sin embargo, ha lamentado que no asistieron a otra mesa convocada para el martes, algo que le provoca "incomprensión". 

Sobre las negociaciones, ha dicho que debe haber renuncias -por ejemplo, en el calendario de aplicación de las medidas- y ha pedido a los sindicatos que acerquen su postura.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento