La Unión Europea fortalece a Ucrania con más armas: aprueba elevar a 2.000 millones el fondo para enviar material bélico a Kiev

Josep Borrell en una imagen de archivo.
Josep Borrell en una imagen de archivo.
Europa Press/EU Council

Tres meses después, la guerra sigue en Ucrania y Europa mantiene las alarmas encendidas. Cuando se cumplen 90 días del inicio de la invasión rusa, el Consejo de la Unión Europea ha dado luz verde este martes a otros 500 millones de euros para financiar armas para la defensa ucraniana. Con esta nueva liberación de fondos, el monto total de la ayuda otorgada para este fin a través del Fondo Europeo de Apoyo a la Paz asciende a 2.000 millones. Al mismo tiempo, en Mariúpol siguen llegando noticias del empeoramiento humanitario, tras haberse localizado 200 cadáveres entre los escombros de un refugio.

"La historia del mañana se está escribiendo hoy en los campos de batalla de Ucrania", ha indicado en un comunicado el alto representante de la UE para Asuntos Exteriores, Josep Borrell, quien agregó que los 2.000 millones de euros "es sólo una parte de los esfuerzos europeos para ayudar a Ucrania a defenderse".

Borrell asegura que en el seno de la UE siguen "decididos" a dar apoyo a Ucrania: "Lo hemos hecho desde el principio de la guerra y continuaremos hasta el final". El Consejo de la UE (en el que están representados los Gobiernos de los Veintisiete) subrayó que esta medida está "en consonancia" con las prioridades actuales expresadas por el Gobierno ucraniano.

La ayuda que se ha aprobado este martes suponen entregar 490 millones de euros para equipos militares destinados a suministrar "fuerza letal con fines defensivos", según Borrell.  Además, se aportarán otros 10 millones destinados a cubrir la provisión de equipos y suministros de protección personal, botiquines de primeros auxilios y combustible.

La UE ha hecho énfasis en que la guerra de agresión de Rusia contra Ucrania viola gravemente el derecho internacional y está causando pérdidas masivas de vidas y lesiones a los civiles. "Rusia está dirigiendo su ataque contra la población civil y está atacando infraestructura civil como hospitales, instalaciones médicas, escuelas y refugios. Estos crímenes de guerra deben cesar inmediatamente", señaló el representante comunitario.

Este mensaje llega el mismo día en que una nueva tragedia ha golpeado Ucrania. El asesor del alcalde de Mariúpol (bajo control de las tropas rusas tras la salida de los últimos combatientes de la acería Azovstal), informó este martes del hallazgo de casi 200 cuerpos en estado de descomposición bajo los escombros en uno de los sótanos de la ciudad portuaria.

"Durante el desescombro de un edificio de varias plantas cerca de la estación suburbana (...) en el sótano se encontraron unos 200 cadáveres bajo los escombros con un alto grado de descomposición", escribió Petró Andryushchenko, que agregó que "el hedor se siente en casi todo el barrio".

Según el asesor, las tropas rusas pretendían que fueran los propios vecinos de la zona quienes recogiesen los cuerpos, pero "la población local se negó".

Continúan los combates en el Donbás

Mientras tanto, al norte de Mariúpol los enfrentamientos siguen a diario. Naciones Unidas se ha mostrado preocupada por los "feroces combates" reportados en el este de Ucrania, en Lugansk, Donetsk y Járkov, que están matando, hiriendo a personas, y dañando o destruyendo infraestructura civil.

"Nuestros colegas humanitarios nos dicen que se reportaron bombardeos y ataques aéreos en otras áreas de Ucrania, incluso en el norte, centro y sur, que se cobraron vidas civiles y dañaron la infraestructura civil", ha explicado en rueda de prensa Stéphane Dujarric, portavoz del secretario general.

En este sentido, el presidente de Ucrania, Volodímir Zelenski, ha asegurado este lunes que las tropas rusas han realizado "una masacre" en el este del país, y ha advertido de que las próximas semanas "serán difíciles".

"La situación de lucha más difícil hoy en día es en el Donbás. Bajmut, Popasna, Severodonetsk. En esta dirección los ocupantes han concentrado su mayor actividad hasta ahora (...) Están tratando de destruir todo lo que vive allí. Literalmente. Nadie destruyó el Donbás tanto como lo hace ahora el Ejército ruso", ha denunciado.

El mandatario ucraniano ha señalado así que las tropas rusas "se esfuerzan" por "demostrar" que "no abandonarán las áreas ocupadas" de la región de Járkov, Jersón, así como el territorio de la región de Zaporiyia. "Están pasando a la ofensiva en algunas áreas. Las reservas se están acumulando. Están tratando de reforzar sus posiciones", ha señalado. En un mensaje destinado a sus ciudadanos y tropas, Zelenski ha asegurado que "no hay alternativas" más que "luchar".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento