Crece el misterio sobre el ministro de Defensa ruso desparecido del círculo de Putin y que podría ser sustituido por el 'carnicero de Siria'

El general Serguéi Shoigú y su hija Ksenia
El general Serguéi Shoigú y su hija Ksenia
Ksenia Shoigú

El ministro de Defensa ruso Serguei Shoigú lleva desde marzo sin comparecer públicamente, con una única excepción, cuando hace tres semanas declaró que el foco de atención giraría en torno a "la liberación del Donbás". El día anterior el ministro de exteriores Serguéi Lavrov se vio obligado a aclarar que la situación de su camarada no había cambiado, ante la retahíla de rumores generados por su ausencia. 

Hoy las habladurías continúan. Una versión indica que el general sufre  problemas del corazón, otra que ha sido desplazado a un búnker nuclear, y finalmente se habla de que ha sido marginado del circulo estrecho del presidente. 

"Mi orgullo, mi estrella guía, mi padre. Orgullosa de ser tu hija"

Este martes ha salido a la luz una publicación de su hija Ksenia, de 31 años, en la que conmemora los 31 años de servicio público de su padre. "Mi orgullo, mi estrella guía, mi padre. Orgullosa de ser tu hija", ha escrito la joven financiera y trabajadora social. 

Según el Daily Mail, Shoigú apareció en varias reuniones gubernamentales no relacionadas por la guerra, pero no habló en ningún momento del encuentro. Su falta de intervenciones ha dado lugar a especulaciones sobre la posible inserción de imágenes enlatadas del general en la reunión para borrar posibles sospechas

En todo caso, el que fuera un miembro del círculo más estrecho de Vladimir Putin parece haber perdido el control sobre las acciones de guerra en Ucrania. 

Su sustituto es probablemente el general Valery Gerasimov, o el general Alexandr Dvornikov, conocido como "el carnicero de Siria".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento