EE UU libera a un ciudadano argelino tras casi 20 años de condena en Guantánamo

Una imagen de la prisión de Guantánamo.
Una imagen de la prisión de Guantánamo.
GTRES

El ciudadano argelino Sufian Barhumi ha sido liberado de la cárcel de Guantánamo tras casi 20 años en prisión y repatriado a su país después de que el Gobierno argelino ofreciera garantías de que recibiría un trato humano a su llegada, según ha anunciado el Departamento de Defensa de Estados Unidos.

El ciudadano argelino fue capturado en Pakistán y trasladado a la cárcel-base en 2002, donde comenzó una condena después de que Estados Unidos verificara su vinculación con varios grupos extremistas.

No obstante, y según un informe de la junta de evaluación de la cárcel redactado en 2016, una investigación concluyó que Barhumi no pertenecía ni a la red terrorista Al Qaeda ni al movimiento fundamentalista afgano de los talibán.

De hecho, el mismo informe recomendaba su liberación tras ocho años de intentos para imputarle delitos de terrorismo.

En los últimos días de la Administración Obama, en enero de 2017, un juez federal de Washington declinó intervenir sobre la decisión del Pentágono de mantener a Barhumi entre rejas. El entonces secretario de Defensa, Ash Carter, se negó a liberar al argelino "dadas las tangibles preocupaciones exhibidas en torno a su figura por múltiples agencias de seguridad", sin dar más detalles.

Barhumi se declaró en 2012 culpable de "cualquier cargo" del que fuera acusado a cambio de recibir una sentencia concreta y regresar junto a su madre enferma, según ha explicado su abogado, Sayana Kadidal, miembro del Centro para los Derechos Constitucionales, a la cadena CBS.

"Nuestro gobierno le debe a Sufian y a su madre años de sus vidas", ha declarado Kadidal a la cadena estadounidense. "Estoy encantado de que esté en casa con su familia, pero voy a echar mucho de menos su constante buen humor y empatía por el sufrimiento de los demás en el ambiente absolutamente deprimente de Guantánamo", ha añadido.

Tras el limbo de repatriaciones durante el mandato de Donald Trump, la administración del actual presidente norteamericano, Joe Biden, está intentando nuevamente reducir la cantidad de detenidos en Guantánamo como parte de un esfuerzo más amplio para cerrar la instalación.

La liberación de Barhumi deja el total de presos actuales en Guantánamo en 37, incluidos 18 que han sido considerados candidatos para la repatriación o el reasentamiento en un tercer país.

En concreto, de los 38 hombres retenidos en Guantánamo, 27 de ellos están presos sin que se hayan presentado cargos penales. En el caso de los cinco sospechosos de los atentados del 11 de septiembre presos, los procedimientos tienen tantas deficiencias que ninguno de ellos ha llegado a juicio.

La prisión de Guantánamo ha albergado en total a 780 ciudadanos de otros países, incluidos menores de edad, de los que el 55 por ciento no cometieron ningún tipo de acción hostil contra Estados Unidos o sus aliados, según un estudio de la Facultad de Derecho de Seton Hall elaborado a partir de datos del propio Departamento de Defensa. Del total, solo se ha presentado cargos contra doce y solo dos han sido condenados en juicios militares.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento