Sánchez, enfadado, abandona momentáneamente la Cumbre: "Si tenéis algo nuevo que decir, me lo decís"

Pedro Sánchez junto a otros líderes europeos en la primera jornada del Consejo Europeo.
Pedro Sánchez junto a otros líderes europeos en la primera jornada del Consejo Europeo.
EFE
Pedro Sánchez junto a otros líderes europeos en la primera jornada del Consejo Europeo.
Europa Press

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, antes de lograr que la UE accediese a limitar los precios del gas en la segunda jornada del Consejo Europeo ha tenido un episodio poco habitual que ha trascendido de la reunión. Tal y como preveía la delegación española, las negociaciones estaban siendo intensas, hasta el punto de que Sánchez ha abandonado momentáneamente la reunión, enfadado por las informaciones que se estaban publicado acerca de que España estaba amenazando con vetar la Cumbre. "Ya está bien. Me voy a tomar un poco de aire y a despejarme un poco. Si tenéis algo nuevo que decir, me lo decís", ha proferido al resto de líderes de la UE.

Según apuntan fuentes comunitarias, Sánchez ha regresado a la sala poco después, momento en el que el presidente del Consejo, Charles Michel, ha decretado un receso para que todas las delegaciones y sus equipos intenten reorganizar sus estrategias y propuestas.

De momento, sin embargo, existen pocas expectativas de que el Gobierno pueda salir de la Cumbre con el acuerdo que busca, la luz verde de los Veintisiete para que, por lo menos, España y Portugal puedan poner límites al precio del gas que se utiliza para generar energía. Como nueva concesión, anoche los negociadores españoles insistieron a la Comisión Europea y a la delegación alemana que sería una medida estrictamente temporal, vinculada quizá a la duración de la guerra en  Ucrania, que en estos momentos el principal factor que distorsiona el mercado de la energía.

Alemania dice 'no' y Draghi veta

Sin embargo, Sánchez no logra convencer a Países Bajos y sobre todo a Alemania, que siguen en el 'no'. Tampoco ha sido de su gusto la propuesta que este viernes ha planteado la Comisión Europea -previsiblemente con el visto bueno alemán- de que los Estados miembros subvencionen a los consumidores, algo que está muy lejos del límite de precios que para Sánchez es la única manera urgente para que se produzca un "alivio significativo" en el precio de la luz.

Aun con todo, de momento, solo ha habido un países que amenaza con vetar las conclusiones del Consejo Europeo, también las relativas al apoyo a Ucrania, y no es España. El primer ministro, Mario Draghi, ha amenazado a primera hora de la tarde con hacerlo si los Veintisiete no acceden a limitar el precio del gas, como defienden también Portugal, Francia, Grecia, Rumania, Bélgica y Eslovenia, además de España e Italia.

Fuentes comunitarias indican que Sánchez no ha pronunciado la palabra "veto" y, aunque lo tampoco descarta totalmente, pesa el efecto que una "fractura" de este calado en la UE tendría en plena guerra de Ucrania.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento