Entrevista | Jorge Dezcallar: "Ningún Gobierno de Marruecos va a permitir un referéndum del Sáhara"

Jorge Dezcallar durante la presentación de su nuevo libro.
Jorge Dezcallar durante la presentación de su nuevo libro.
La esfera de los libros

Jorge Dezcallar de Mazarredo fue entre 1997 y 2001 embajador español en Marruecos. Además, este diplomático de carrera ha sido embajador en Estados Unidos y fue el primer director civil del Centro Nacional de Inteligencia (CNI). Dezcallar presenta este mes su nuevo libro, titulado Abrazar el mundo (La Esfera de los Libros), y en 20minutos hemos querido hablar con él sobre el reciente cambio de postura del Gobierno español en el Sáhara Occidental, que pasa por reconocer el plan de autonomía de Marruecos del territorio en disputa -administrado todavía de Iure por España- como la opción más realista para solventar el conflicto. 

¿Por qué cree que el Gobierno español ha cambiado su postura respecto al Sáhara en este momento?

Es algo que habría que preguntar al Gobierno español. Lo ignoro, pero supongo que por la presión que ha hecho Marruecos durante los últimos 15 meses, con situaciones tan graves como el asalto en Ceuta de miles de personas o la constante llegada a Canarias de pateras, en su mayoría de la zona de Dajla. No cabe duda de que esta presión de alguna forma ha hecho pensar al Gobierno que sería bueno contemplar la posibilidad de una autonomía, sin apartarse de la doctrina de Naciones Unidas. 

¿Esta decisión cambia la relación entre España y Marruecos y evita que en un futuro se pueda repetir una crisis migratoria?

Creo que ahí hay un margen de cooperación posible y realmente necesario entre España y Marruecos sobre un mayor control de la inmigración o de los flujos de inmigración ilegal hacia España. Imagino que esto es algo que se habrá hablado, pero ignoro qué tipo de compromiso se puede haber llegado. Dentro de ese espíritu de dar a luz a una nueva etapa de relación se espera que encuentren solución a algunos problemas. Eso es lo que deseo que nos explique el Gobierno. Lo que ha fallado en este caso han sido las relaciones públicas, la forma en que nos hemos enterado de cómo se ha producido todo esto y la falta de explicaciones claras del Gobierno. Yo espero que el ministro de Asuntos Exteriores y el presidente del Gobierno aclaren exactamente qué es lo que se ha dicho, el contenido exacto de la carta, sí hay una respuesta marroquí y en qué términos, cuáles son las contrapartidas y cómo contribuye esto a la solución de este conflicto.

¿Y cómo cree usted que afectará esto a la solución del conflicto del Sáhara? 

En el fondo me parece que la autonomía es una propuesta que es realista y que no está en contra de las Naciones Unidas. Además, tenemos que tener claro que no va a haber nunca un referéndum y si alguien piensa que va a hacerse se equivoca. Lógicamente sería deseable un acuerdo entre las partes, pero desgraciadamente lleva 47 años sin producirse. 

"Tenemos que tener claro que no va a haber nunca un referéndum y si alguien piensa que va a hacerse se equivoca"

Este cambio de postura llega tras la ruptura del alto el fuego y la vuelta del conflicto armado entre el Frente Polisario y Marruecos. ¿Cómo podría resolverse el conflicto en el Sáhara?

Hay algunos saharauis ya como Movimiento Saharaui por la paz que son gente que, sabiendo que aquí hay un impasse y un bloqueo total, intentan fórmulas alternativas que desbloqueen el proceso. Hay movimientos que están surgiendo de las filas del Frente Polisario que dicen "por este camino no vamos a ningún lado, vamos a intentar ver si encontramos otras formulas". 

¿Cree entonces que la solución solo pasa por la autonomía?

Quizá sí, por conseguir una autonomía con garantías internacionales y seria. No lo sé. Lo que yo tengo claro es que no va a haber un referéndum porque eso no lo va a permitir ningún Gobierno de Marruecos.

¿No existe entonces un posible escenario en el que las Naciones Unidas presionen a Marruecos para que acepte el referéndum de autodeterminación?

No. Yo creo que la dirección en la que soplan los vientos va en sentido contrario. Lo que ha hecho Estados Unidos es endosar la soberanía de Marruecos sobre el Sáhara, no le pide ni que haga un referéndum. Francia apoya la línea de la autonomía desde hace tiempo. Alemania lo empezó a apoyar a principios de este año. Y ahora se añade España que ya había insinuado algo en la época de Moratinos en el año 2008. Yo creo que la dirección sopla a favor de Marruecos.

No creo que Argelia nos corte el grifo del gas, vive de vender gas y petróleo y si no lo venden no comen

Y en cuanto a la respuesta de Argelia, ¿cómo podría afectar a las relaciones con España?

No creo que Argelia nos corte el grifo del gas, entre otras cosas porque Argelia vive de vender gas y petróleo y si no lo venden no comen. Lo que pasa es que Argelia está muy molesta porque dice que no fue advertida previamente. Este país entiende que en la pugna por la hegemonía regional que hay en el Magreb entre ellos y Marruecos -donde España había jugado una postura más o menos neutral-, ahora se decanta a favor de Marruecos y eso naturalmente nos coloca en el centro de una disputa regional y no sé qué consecuencias puede tener. Van a intentar jugar ambos para que nos posicionemos a favor de uno o de otro y eso nos va a complicar un poco la vida. De momento Argelia ha retirado a su embajador y ya veremos qué más puede pasar.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento