Alexia Herranz, la candidata 'trans' que disputará la presidencia del PP a Feijóo: "Yo me quedo con Esperanza Aguirre"

  • Tiene 29 años y es estudiante de Ciencias Políticas y Administración Pública.
  • Está dispuesta a debatir con Alberto Núñez Feijóo. 
La militant del PP Alexia Herranz
Alexia Herranz, candidata a la presidencia del Partido Popular.

- Tiene usted un rival complicado para las primarias, es un gallego que se llama Alberto Núñez Feijóo.

- Más que un rival es una persona que lleva cuatro mayorías absolutas en Galicia. No es la rivalidad lo que nos separa, lo que nos une es un proyecto en positivo, que suma, que une, y que va a reconstruir el partido.

Alexia Herranz, una estudiante de Ciencias Políticas y Administración Pública de 29 años que aspira a "convertirse en la primera mujer transexual presidenta del Partido Popular", anda estos días desbordada, atendiendo las continuas llamadas de la prensa y terminando de perfilar las medidas que ofrecerá a los militantes. "Hace un rato hemos recibido propuestas de una asociación de mujeres mineras que querían participar en el programa, aunque no son afiliadas del partido, y le vamos a dar voz a sus reivindicaciones”, explicaba el pasado jueves por la tarde a 20minutos, antes de atender en directo a La Sexta. 

La de Herranz es una historia de perseverancia. Comenzó a transitar por la sede del PP en su ciudad, Gandía (Valencia), en 2011. En 2017 decidió afiliarse al partido. En las últimas elecciones municipales concurrió como número dos en Palmera (1.024 habitantes), sin suerte. En diciembre quiso optar a la presidencia del PP en Gandía pero no consiguió recabar los avales necesarios. Ahora decide dar el paso para tomar la séptima planta de Génova 13. 

No le importa ganar, solo quiere ser un "revulsivo". Este jueves presentó públicamente su candidatura en el Ático Palau Alameda de su tierra, frente a seis alcachofas de diferentes medios. Le han llegado mensajes "de Andalucía, de Murcia y de Cantabria" y asegura que tiene gente "desde las 11 de la mañana buscando avales, llamando a la gente, gastando su tiempo y faltando al trabajo, que es lo que importa".

Herranz no tiene problemas en narrar cómo se gestó su candidatura, fruto de la interlocución con sus correligionarios en el partido. Las propuestas son producto de un brainstorming, medidas apuntadas a vuelapluma en unos folios tras ver que el partido se desangraba en una guerra interna. "Esto no es que haya dicho 'bah, me presento'. Esta candidatura nace porque nos reunimos para hablar de la situación del partido de los días anteriores. Qué arreglaríamos nosotros. Pusimos en unas hojas propuestas, empezamos a llamar a afiliados y tal. Empezamos por el programa y llegado el momento empezamos: ‘Bueno, esto lo tendrá que defender alguien'. En el último momento dijeron que la persona que tenía que hacerlo era yo, que ya lo había demostrado cuando lo hice para Gandía, que era el momento de aprovechar todo lo que yo tenía que aportar, todo lo que queremos renovar, abrir las sedes, que entren los afiliados y entre el pueblo". 

"Yo me quedo con Esperanza Aguirre", responde la precandidata acerca de su figura favorita del partido. Se fija en las "mujeres que han sido fuertes, que han luchado", desde "Eva Perón a Margaret Thatcher, y mira que no tiene nada que ver la una con la otra". En el panorama nacional sus "mayores referentes son Esperanza Aguirre, Cristina Cifuentes, Isabel Bonig, Isabel Ayuso, Rita, Cayetana Álvarez de Toledo y Celia Villalobos".

Durante sus años de militancia se ha cruzado con gente de todo tipo. "Esto es como todo en la vida. Aquí hay muchas personas, muchas ideologías y, como todo, hay que gente que trata mejor y gente que te trata peor, pero lo importante es que queremos construir un proyecto que recupere el centro político y que eche a Pedro Sánchez de la Moncloa", expone. "Ahora estamos en el punto de presentar los avales en Madrid, en Génova”. El lema de su campaña es "Futuro en libertad".

- ¿Le gustaría debatir con Feijóo públicamente?

- Hombre, claro, por supuesto. En el partido se viene a debatir, a hablar, a escuchar. Qué más da que sea en un despacho o delante de las cámaras. Ahora lo que el partido necesita es luz y taquígrafos.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento