231 personas vulnerables han recibido el apoyo del programa ONA para acceder un empleo de calidad en los 2 últimos años

  • El programa de acción social es una iniciativa de Aigües de Barcelona, Cruz Roja y Tándem Social. 
  • El 86% de los participantes finalizaron el programa y, de estos, el 55% han accedido a un contrato laboral.
  • La fuerza de las alianzas, por FELIPE CAMPOS
Proyecto ONA de acción social para ayudar a encontrar empleo de calidad a personas en situación de vulnerabilidad.
Proyecto ONA de acción social para ayudar a encontrar empleo de calidad a personas en situación de vulnerabilidad.
AIGÜES DE BARCELONA
Proyecto ONA de acción social para ayudar a encontrar empleo de calidad a personas en situación de vulnerabilidad.

Un total de 231 personas en situación de vulnerabilidad socioeconómica de cinco municipios de Barcelona: la capital catalana, L'Hospitalet de Llobregat, Santa Coloma de Gramenet, Cornellà de Llobregat y Sant Adrià de Besòs, han participado en los dos últimos años en el programa ONA de mejora de la empleabilidad (Ocupación, Necesidades Básicas y Empoderamiento, por su siglas en catalán: Ocupació, Necessitats Bàsiques i Apoderament).

La primera fase de este programa de acción social de Cruz Roja y Aigües de Barcelona en colaboración con Tándem Social (que ha consistido de una prueba piloto en Barcelona con 37 participantes) ha contribuido a que el 86% de estos hayan finalizado el programa y a que un 55% de los mismos hayan conseguido un contrato de trabajo. 

De izquierda a derecha, la alcaldesa de Sant Adrià de Besòs; la alcaldesa de L'Hospitalet; Felipe Campos, consejero delegado de Aigües de Barcelona; Josep Quitet, presidente de Cruz Roja en Cataluña; la alcaldesa de Santa Coloma y el de Cornellà.
De izquierda a derecha, la alcaldesa de Sant Adrià de Besòs; la alcaldesa de L'Hospitalet; Felipe Campos, consejero delegado de Aigües de Barcelona; Josep Quitet, presidente de Cruz Roja en Cataluña; la alcaldesa de Santa Coloma y el de Cornellà.
AIGÜES DE BARCELONA

Este lunes se ha hecho balance de los dos años del programa ONA en un acto que se ha llevado a cabo en la sede de Cruz Roja en Barcelona, al que han asistido los alcaldes y alcaldesas socialistas de los cuatro municipios: la de L'Hospitalet, Núria Marín; el de Cornellà, Antonio Balmón; la de Sant Adrià, Filo Cañete, y la de Santa Coloma, Núria Parlón. 

"Colaboraciones público-privadas en iniciativas sociales como esta son imprescindibles para romper la cronificación de la desigualdad", ha explicado este lunes en el acto Josep Quitet, presidente de Cruz Roja en Cataluña, que ha destacado la reinserción laboral como una herramienta "necesaria para empoderarlas y ayudarlas a recuperar la autonomía económica y la estabilidad que da tener un trabajo". 

Para Felipe Campos, consejero delegado de Aigües de Barcelona, iniciativas sociales como el programa ONA "forman parte del pacto social con los municipios con los que estamos presentes para poder contribuir conjuntamente a una recuperación económica, sostenible y justa a través del diálogo y las mesas de trabajo centradas en la solidaridad, el empleo de calidad y la reconstrucción verde". 

Fanis Jiménez, beneficiaria del programa ONA: "Ahora ya no tengo miedo a ningún trabajo ni a ninguna entrevista"

Un proyecto "diferente"

Marta Cambero, técnica de ocupación del programa, asegura que "Ona es un proyecto diferente en el que se intenta dar una respuesta integral a los participantes. Nos encontramos con que el equilibrio de la persona es mucho mejor y se produce en ella un cambio de actitud" que se detalla en "una activación y una mejora emocional muy importante que hace que el usuario se pueda enfocar más hacia lo que quiere conseguir" a nivel laboral. 

Participantes en el proyecto ONA

Una de las beneficiarias de este proyecto es Fanis Jiménez, que tras haber formado parte del mismo destaca que se siente "más segura" de sí misma: "Ahora ya no tengo miedo a ningún trabajo ni a ninguna entrevista".

Otras de las personas que ha participado en el programa ONA, Verónica, ha explicado que con la pandemia perdió el trabajo y que, una vez superado el golpe inicial, vio que no tenía las herramientas para buscar un nuevo empleo y que le hacía falta ayuda. Gracias al acompañamiento que ha recibido, ha conseguido un trabajo en la lavandería de un hospital y continúa formándose para encontrar una de más estable y que se avenga más en sus intereses.

Verónica reconoce que encontrar trabajo le ha subido la autoestima y que buscarlo por ella misma le ha hecho creer en sus capacidades. Por ello, ha agradecido que en todo este proceso siempre se ha sentido acompañada.

El futuro del programa ONA

Por su parte, la responsable de proyectos sociales de Aigües de Barcelona, Bea Baeza, ha destacado que -más allá de que el 86% de los participantes (el 60% mujeres) han finalizado el programa y más de la mitad han encontrado trabajo- ONA es un programa que en más del 60% de los casos ha “activado” las ganas de buscar trabajo de manera activa

Aquí, Baeza ha recordado que muchos de los beneficiarios eran personas que estaban pasando por instantes muy duros y que con el acompañamiento que se los ha hecho se ha conseguido despertarlos las ganas de reinsertarse al mercado laboral.

En cuanto a los retos de futuro, desde Agbar, Bea Beza ha apuntado hacia los nuevos nichos de ocupación y también hacia la digitalización de todos los procesos y la búsqueda de nuevas alianzas entre el tejido empresarial.

20minutos

20minutos.es líder en los diarios más leídos en internet. Consulta las últimas noticias en el diario gratuito de referencia en España.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento