Valladolid, primera provincia de CyL en llegar a riesgo 'muy alto' en los indicadores de incidencia COVID

La incidencia acumulada del COVID-19 en Castilla y León se sitúa este martes, tras la última actualización, en 372 casos diagnosticados por cada 100.000 habitantes en los últimos 14 días, y en la provincia de Valladolid se alcanzan los 512, por lo que se sitúa por primera vez en riesgo 'muy alto', de acuerdo con los niveles del 'semáforo COVID'.

Así se puede observar este viernes en el apartado de Situación epidemiológica del coronavirus en Castilla y León de la web de Datos Abiertos de la Junta.

La comunidad de Castilla y León se sitúa este viernes en 372 casos por 100.000, la tasa más elevada desde el pasado 15 de agosto, con lo que se mantiene en situación de riesgo 'alto'.

La provincia con mayor incidencia a 14 días es Valladolid, que se sitúa después de los últimos tres días en 512 casos por 100.000, 100 puntos más que el pasado viernes, y con lo que sobre pasa la tasa de 500 que supone el paso a situación de riesgo 'muy alta', la más elevada que figura en el 'semáforo COVID'.

Se da la circunstancia de que los cuatro indicadores relativos a la incidencia acumulada se encuentran en nivel 'muy alto' en la provincia de Valladolid. Así, la incidencia acumulada a 7 días alcanza los 226 casos por 100.000, mientras que las incidencias entre los mayores de 65 años, aunque presentan tasas más reducidas que en el conjunto de la población, también figuran en dicho nivel de riesgo debido a que los baremos son más reducidos.

Así, por ejemplo, el paso al nivel 4 ('muy alto') en incidencia acumulada de la población en general se sitúa en 500 casos por 100.000, pero entre los mayores de 65 es a partir de 250 -actualmente la tasa es de 359-.

En relación a la incidencia acumulada a 14 días, otras cinco provincias se encuentran en riesgo 'alto', encabezadas por Burgos, con una tasa de 402 por 100.000; y a continuación Ávila, con 390 (un punto menos que el pasado viernes); León, con 350; Palencia, con 333; y Salamanca, con 329.

En nivel medio de riesgo permanecen Soria, con una tasa de 287; Zamora, con 257; y Segovia, con 186.

En cuanto a la incidencia de casos en los últimos siete días, tras Valladolid que se encuentra en una tasa de 329 casos diagnosticados por cada 100.000 habitantes. Le sigue, también en nivel de riesgo 'muy alto', con 251.

En riesgo 'alto' están Burgos, con 242 casos por 100.000; Ávila, con 223; León, con 200; Soria, con 198; y Salamanca, con 179. En 'medio' se mantienen Zamora, con 146 y Segovia, con 104.

HOSPITALIZACIÓN

En cuanto a los indicadores de hospitalización, por lo general se sitúan en niveles bajos o medios, salvo el relativo a la ocupación de las camas en unidades de críticos por pacientes con COVID-19, que ha superado el 15 por ciento en el conjunto de la comunidad (16,6 por ciento) al pasar de 52 pacientes el pasado viernes a 71 este martes -ha llegado a haber 75 el lunes-.

Sin embargo, los nuevos indicadores que muestran la tasa de hospitalización por cada 100.000 habitantes se mantienen en niveles reducidos.

Así, en la tasa de hospitalización en planta la media es de 9,1 por 100.000 a 7 días -supone que 9 de cada 100.000 castellanoleoneses han ingresado en una cama de planta con COVID-19 en la última semana-.

Ninguna provincia supera la tasa de 15 por 100.000 en este indicador, por lo que todas ellas se sitúan, de acuerdo con el nuevo 'semáforo COVID', en nivel de riesgo bajo.

En cuanto a las UCI, la tasa media de ingresos por cada 100.000 habitantes ha estado cerca de duplicarse desde el viernes, al pasar de 0,88 a 1,59, pero se considera que sigue en nivel 'bajo' (por debajo de 2).

La provincia de Palencia supera la tasa de 2, por lo que se encuentra ya en riesgo 'medio'; mientras que por el contrario Soria y Zamora presentan una tasa de cero, ya que ninguna persona ha ingresado en UCI en los últimos siete días.

OCUPACIÓN HOSPITALARIA

En cuanto a la ocupación, se ven ya niveles más elevados, sobre todo en el caso de las UCI, en el que la situación del conjunto de la comunidad se encuentra en riesgo 'alto', con un 16,6 por ciento de las camas disponibles ocupadas por pacientes con COVID-19.

Además de León, en nivel de riesgo 'muy alto' con 27,2 por ciento de ocupación; hay nivel 'alto' en Palencia, con un 20 por ciento; Valladolid, con 18,4 por ciento; Ávila, con un 16,7 por ciento; y Burgos (15,6 por ciento); por el contrario en Soria no hay pacientes críticos, y en Salamanca y Segovia la ocupación no llega al 10 por ciento (riesgo 'bajo').

En las camas de hospitalización en planta, los pacientes con COVID-19 ocupan un 4,9 por ciento del total, a una décima de pasar a riesgo 'medio'. Las provincias de Ávila, Burgos, León y Valladolid se encuentran ya en dicho nivel.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento