La justicia avala el pasaporte Covid en restaurantes, gimnasios y residencias en Cataluña

Pasaporte Covid
El pasaporte Covid.

Cataluña se suma a países como Francia, Italia o Bélgica, entre otros, y hace obligatorio el certificado Covid para entrar a bares y restaurantes. El documento, que no hará falta en las terrazas, también se exigirá para acceder a gimnasios, centros deportivos y residencias de ancianos. Así lo había pedido el Govern al Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC) ante un aumento "preocupante" de los contagios, y este lo ha avalado este jueves.  

El TSJC debía pronunciarse sobre la medida porque afecta a derechos fundamentales, y una vez ha dado su 'sí', la resolución del Procicat para extender el pasaporte entrará en vigor la medianoche de este jueves, una vez se publique en el Diario Oficial de la Generalitat. Tendrá una duración inicial de 14 días, que finalizará el 9 de diciembre.

Hasta este jueves, este certificado solo se requería en Cataluña para acceder a locales de ocio nocturno y eventos en hoteles o restaurantes con pista de baile interior -como bodas, por ejemplo-, para lo que también seguirá siendo necesario.

La sección tercera de la sala contenciosa-administrativa del TSJC ha concretado en su auto que el pasaporte Covid se tendrá que pedir, además, en cines, teatros, auditorios, parques de atracciones, salones de juego y centros comerciales, entre otros, si hay actividad de baile o restauración en el interior. 

En cambio, no se exigirá el pasaporte Covid en los servicios de restauración de los centros de trabajo destinados a los empleados, en los ubicados en centros sanitarios para empleados y pacientes ni en los comedores escolares, universitarios y sociales.

El TSJC ha avalado esta extensión del uso del certificado en Cataluña pese a que la Fiscalía se ha opuesto en un informe a la solicitud del Govern. Sin embargo, en su interlocutoria de 19 páginas, ha advertido a la Generalitat que la "adición acentuada y sin freno de más y más actividades" para las que se requiere el pasaporte sanitario va alcanzando una "altura que va a requerir cuando menos una mayor motivación y justificación reforzada" para seguir obteniendo el aval judicial. 

No obstante, la sala estima que la extensión del certificado que ha solicitado el Govern para los próximos 14 días es "idónea" para la lucha contra la propagación del virus "en un entorno en el que la actitud jovial, aglomeración de personas, asociación a la interacción social y dificultad de mantener la distancia social con mascarilla puede generar un mayor riesgo de contagio por la relajación de algunas cautelas".

También considera que la petición de la Generalitat es "necesaria", dada la incidencia que aún se mantiene en Cataluña en la propagación del coronavirus y ante la posibilidad de "súper propagación".

Además, apunta que la extensión del pasaporte Covid facilita que muchas actividades no se tengan que paralizar. En este sentido, subraya que las medidas restrictivas de derechos fundamentales que planteó la Generalitat pueden ser autorizadas porque cumplen con el requisito de proporcionalidad y son necesarias y ponderadas, "en un estado que ahora se vuelve a agravar".

El TSJC recrimina, no obstante, a la Generalitat que la documentación que le envía para solicitar su aval "dista mucho de clarificar el régimen que se trata de establecer, hasta hacerlo pastoso, en exceso reiterativo, hasta penetrar en una senda que puede dificultar en grado extremo su atendible comprensión". Por ello, le insta a que en futuros casos se exprese con "mayor simplicidad", separe los informes sobre datos epidemiológicos y sanitarios de las medidas que pide y diferencie claramente las que afectan a derechos fundamentales y las que no.

El decreto de la Generalitat obliga a los establecimientos a colgar carteles en la entrada que recuerden la obligatoriedad del pasaporte y a destinar personal para hacer este control. Los datos de los clientes no se deben que guardar.

El Tribunal Superior de Justicia del País Vasco (TSJPV) rechazó este lunes exigir el pasaporte Covid en restaurantes y ocio nocturno, a pesar de haberlo solicitado el Gobierno Vasco. Consideró que la medida afecta a muchos derechos fundamentales: igualdad e intimidad, derecho de reunión, de acceso a lugares públicos, o de creación artística, por condicionar la entrada a lugares como karaokes, entre otros.

Argimon lo considera mejor que el confinamiento

El conseller de Salud de la Generalitat, Josep Maria Argimon, ha lamentado que la aplicación del certificado es una "pérdida de derechos y libertades" pero ha puntualizado que, a lo largo de la pandemia, ha habido recortes más grandes en esta línea como el confinamiento y el toque de queda.

Al ser preguntado por si el uso del certificado será suficiente para frenar el crecimiento de los indicadores, ha sostenido que el control de la pandemia es un "ensayo y error" y ha aclarado que, hasta el momento, el certificado se ha utilizado en Europa para incentivar la vacunación mientras que, ahora, la finalidad es diferente, según Argimon.

Sobre la posición del Comité Científico Asesor del Covid-19, que quiere ampliar el uso del certificado a más ámbitos de la sociedad, el conseller ha recordado que hay una sentencia del Tribunal Supremo (TS) que estipula que su aplicación tiene que ser en interiores y no puede afectar ninguna actividad esencial.

Así, según la legislación actual, Cataluña no puede pedir la aplicación del certificado para el acceso al trabajo de profesionales de centros de salud y residencias, entre otros, ha ejemplificado el conseller.

Otro elemento "importante" para Argimon es que la aplicación del certificado tiene que estar acotada en el tiempo y, una vez Cataluña supere el pico de la subida de indicadores epidemiológicos, retirar la resolución.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento