El Supremo confirma los 23 años de prisión para el empresario que abusó de menores en su cine del Masnou

  • El condenado contrataba chicos de 13 y 14 años para repartir publicidad y les pedía favores sexuales.
El condenado por abusar de menores en su cine del Masnou (Barcelona), durante el juicio en la Audiencia.
El condenado por abusar de menores en su cine del Masnou (Barcelona), durante el juicio en la Audiencia.
Pol Sola / ACN

El Tribunal Supremo ha confirmado la pena de 23 años y ocho meses de prisión al gerente de un cine del Masnou (Barcelona) que durante años abusó sexualmente de varios menores de edad que trabajaban repartiendo publicidad del establecimiento. 

El hombre, que ahora tiene 76 años, habría cometido los abusos entre el 2007 y el 2011, según la justicia. A pesar de que él negó los hechos, las declaraciones de las víctimas y las numerosas pruebas encontradas en su domicilio y en una sala del cine, como restos de ADN y un lubricante, han llevado a su consideración de culpable.

Según el tribunal, en 2005 contrató a un chico de 14 años y durante el 2008 llevó al joven y un amigo de este a cenar a Barcelona, y después a un piso suyo de Sant Just Desvern. Contrató a una prostituta que inicialmente tuvo relaciones sexuales con el amigo del menor. Después lo hizo con este joven y finalmente fue el empresario quien hizo una felación al menor sin que este inicialmente lo viera ni lo consintiera.

A principios del 2007 contrató a otro chico de 13 años con una discapacidad intelectual del 34%, a quien le ofreció pagar más dinero si mantenía relaciones sexuales, cosa que el chico consintió en numerosas ocasiones. El 2010, este chico, junto con tres amigos más fueron al cine para hablar con el gerente y uno de ellos grabó la conversación para exigirle dinero a cambio de no revelar su contenido.

El agosto de 2010 contrató a otro chico de 13 años con TDAH y dislexia, y el primer día de trabajo le preguntó si era homosexual, le enseñó fotografías eróticas y le hizo tocamientos hasta que le hizo una felación a cambio de cuatro invitaciones por el cine. El acusado hizo lo mismo hasta siete ocasiones hasta junio del 2011.

El mayo del 2011 un amigo de una víctima anterior también fue contactado por el acusado, que le hizo la misma oferta de sexo a cambio de dinero, cosa que el chico, de 17 años, rechazó.

El tribunal lo absuelve de algunos de los delitos de prostitución, corrupción de menores y exhibicionismo. Teniendo en cuenta las dilaciones indebidas, los magistrados lo condenan a cuatro años por abuso sexual con penetración, 17 años por el mismo delito continuado y con prevalencia con dos víctimas más, y dos años y ocho meses por prostitución y corrupción de menores, con una multa total de 8.400 euros. 

Tampoco se podrá acercar o comunicar con las víctimas durante varios años. Además, tendrá que indemnizar a cuatro víctimas con 46.500 euros en total, 30.000 de los cuales para la primera víctima.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento