La OMS define la Covid persistente y abre la puerta a mejorar su diagnóstico y tratarlo adecuadamente

  • Fatiga, dificultad para respirar o disfunción cognitiva que aparecen meses después sin explicación alternativa, según este organismo.
  • ​En España, el Instituto Carlos III también se encuentra definiendo esta dolencia para mejorar su diagnóstico, tratamiento y rehabilitación.
Pacientes con Covid persistente de C-LM reclaman el reconocimiento de la enfermedad y más fisios en la Sanidad Pública
Dos médicos atienden a un paciente con infección de Covid, paso previo al Covid persistente,
20M EP

La Organización Mundial de la Salud (OMS) ha enunciado este lunes la primera definición oficial de la "Covid persistente", una dolencia que suele aparecer pocos meses después del contagio y que hasta ahora no tenía una caracterización concreta, pero tampoco había explicaciones médicas alternativas a la fatiga, la dificultad para respirar o la disfunción cognitiva que se prolongaban mucho más tiempo después de superar la infección. Poniéndole nombre, se abre la puerta a que la Covid persistente sea investigada y tenga un diagnóstico y un tratamiento adecuados, los fines para los que, en España, el Instituto de Salud Carlos III también está investigando sobre la materia.

Según la OMS, la Covid persistente "se produce en individuos con antecedentes de infección probable o confirmada por el SARS-CoV-2 y no pueden explicarse por un diagnóstico alternativo". Los síntomas más comunes son "la fatiga, la dificultad para respirar y la disfunción cognitiva", aunque también se pueden dar otros que repercuten en el funcionamiento cotidiano del enfermo. 

Mientras que la mayoría de quienes se contagian con Covid superan la enfermedad totalmente hay otros que no, y los síntomas de lo que desde ahora la OMS considera Covid persistente pueden aparecer desde el inicio de la enfermedad o tras la recuperación inicial de un episodio agudo de COVID-19. En este caso, el organismo estima que aparecen no más de tres meses después de supuestamente haber superado la enfermedad y que duran al menos dos meses.

Según la información que se ha hecho pública este lunes, la sufren más las personas en la mediana edad, mujeres y aquellos que tuvieron Covid sintomática. En el caso de los niños, la OMS concede que "puede ser aplicable otra definición".

Lo que sí está más claro es que la definición de esta dolencia era el primer paso para poder investigarla, diagnosticarla y tratarla adecuadamente, algo de lo que hasta ahora se han quejado pacientes y personal sanitario que trabaja con ellos. En los últimos meses la cuestión ha llegado también a los tribunales, con litigios sobre la distinción entre baja laboral, accidente laboral o discapacidades que podrían tener su origen en un Covid persistente que hasta el momento no se había reconocido como tal.

En este sentido, la jefa de gestión clínica de la OMS, la doctora Janet  Díaz, ha explicado que la definición de lo que es la Covid persistente permitirá "avanzar en la investigación y el tratamiento". Se trata, ha dicho desde Ginebra, de "un importante paso adelante" para reconocer a los pacientes que tienen esta dolencia y avanzar con "tratamientos e intervenciones adecuados".

"Esperamos que los responsables políticos y los sistemas sanitarios establezcan y apliquen modelos sanitarios integrados para atender a estos pacientes", ha dicho la responsable de la OMS.

Investigación del Carlos III

A esa tarea se había puesto en España el Instituto de Salud Carlos III, a quien la OMS ha pisado la definición de la Covid persistente que también se encuentra realizando, igualmente como paso previo para conocer mejor esta dolencia y su presencia en España.

"Los resultados de esta investigación facilitarán las actuaciones necesarias en el Sistema Nacional de Salud para mejorar el diagnóstico, el tratamiento y la rehabilitación de la enfermedad", anunciaba este verano el organismo, dependiente del Ministerio de Sanidad, sobre los objetivos de su estudio sobre la  Covid persistente, que considera ya uno de sus "ámbitos estratégicos" de investigación-

Este estudio empezó hace unos días desde la primera fase, que según indican fuentes del Instituto a este periódico, trata precisamente de que un grupo de expertos defina qué es la Covid persistente.

Después, se analizarán la prevalencia para determinar cuántas personas pueden sufrirlo en España y se hará un estudio de fisiopatología, es decir, de su comportamiento como enfermedad en relación con las funciones de nuestro organismo.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento