Edu Soto, a una fan que lo criticó por su actitud en un aeropuerto: "Las personas de la tele son como las demás"

Edu Soto en la presentación de 'Post!', la nueva obra musical de la que es autor y protagonista.
Edu Soto.
GTRES

El humorista Edu Soto se ha visto obligado a responder a una, como ella se ha llamado, exfan que le dejó un comentario criticando su actitud en el aeropuerto en el que se lo encontró. Y es que el actor ha estado en Venecia por trabajo durante "3 días agotadores", por lo que, según alega, arrastraba mucho cansancio.

"Soy una fan tuya, o más bien era, me has decepcionado", comenzó escribiendo la usuaria Rosa Romero. "He estado viajando casi a tu lado de Venecia a Madrid y, mientras hacíamos cola para el embargue, iba a correr a saludarte, pero se me adelantó una abuelita que fue amablemente y con alegría de verte, pero tu actitud dio mucho que hablar".

"Apenas le dirigiste la palabra y te pusiste a rellenar el formulario que nos pedían. La abuelita volvió otra vez y le dijiste que estabas liado", continuó. "Me dio pena por esta abuelita que fue tan amable y cariñosa contigo. Lástima que tu talento como humorista solo sea en pantalla y no lo compartas fuera de cámaras con las personas que te seguimos y apoyamos".

Pocas horas después, el cómico compartió dicho comentario con una respuesta directa hacia su "exfan Rosa Romero". "Aún sin haber llegado a casa después de 3 días agotadores de viajes y trabajo, voy a defenderme públicamente de tus acusaciones hacia mi persona (sin conocerme en absoluto)", escribió en su post de este domingo.

"No voy a intentar convencerte de que soy buena gente, porque hablar bien de mí mismo no me gusta... lo fuerte es que me acuses de no serlo por una escena que has interpretado en un momento puntual de mi vida", cuestionó Edu Soto. "Un momento en el que, repito, llevo 3 días agotado (por mi trabajo y por otras cuestiones personales que tampoco debo explicar porque los que hacemos tele también tenemos vida privada)".

"Resulta que, como muy bien has dicho, estoy rellenando otro papel, esta vez para entrar a España, y se me acerca una señora la mar de simpática que me felicita por el monólogo que había hecho la noche anterior en el crucero en el que ella se encontraba", explicó el cómico. "La amiga Rosa Romero, que por lo visto venía también a saludarme muy ilusionada, determina que mi reacción no es la esperada por ella y nuevamente me veo bajo la exigencia de tener que estar espléndido en mi día a día sean cuales sean mis circunstancias. Al instante escribe sus impresiones en mi Instagram, que leo antes del vuelo.".

"Se me ocurre coger el micro del avión y pedirle a Rosa Romero que me permita defenderme en persona. Pero soy igual de cobarde que ella y, en lugar de tratar de arreglarlo en persona, lo publico en redes sociales. El mundo está, tristemente, determinado a funcionar así", reflexionó.

"En fin, amiga, a ver si comprendemos mejor que las personas que salen en la tele en el fondo y por donde las mires, siguen siendo personas como todas las demás: con sus días mejores y peores", apuntó. "A la salida he esperado a la señora (porque te hacen sentir mal) por si he sido maleducado con ella, y me ha dicho que para nada".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento