Botellones en Madrid: el aumento de menores y la aparición de bandas organizadas pone en alerta a la Policía

Agentes de la Policía Municipal de Madrid vigilan el ambiente en la Puerta del Sol tras el fin del estado de alarma.
Agentes de la Policía Municipal de Madrid vigilan el ambiente en la Puerta del Sol tras el fin del estado de alarma.
EFE

Los altercados y los robos en los botellones en Madrid, especialmente en los dos últimos fines de semana, preocupan, y mucho, a la Policía. En estos quince días, se han registrado al menos seis apuñalamientos en estos entornos festivos, en el Parque de Berlín y en el del Oeste, en la capital, y en las fiestas de Villaviciosa de Odón. En Las Rozas, donde 250 agentes de la Guardia Civil y la Policía local blindaron el recinto ferial (donde no hubo discoteca móvil, solo conciertos), se detuvo a un joven con un machete.

El Ayuntamiento de Madrid ha señalado este lunes que se muestra "preocupado" por el aumento de la presencia de menores en las aglomeraciones que se están llevando a cabo durante los botellones que se producen cada fin de semana en la capital.

"Otra circunstancia que nos preocupa es la juventud de la gente que se concentra, chavales de 14, 15, 16 años. Cuando ha habido intervenciones de comas etílicos, se dará traslado a la Fiscalía de Menores, hay una responsabilidad por parte de las familias", ha manifestado la portavoz del Gobierno municipal del Consistorio y delegada de Seguridad y Emergencias, Inmaculada Sanz.

Por eso, la Policía Municipal va a infiltrar a sus agentes más jóvenes en estas multitudes, a fin de acabar con la impunidad del consumo de alcohol en la calle (vetado por una ley regional de 2002) y la inseguridad que está atrayendo.

"Estamos trabajando en Delegación del Gobierno para que se incrementen efectivos de Policía Nacional más enfocados a temas de seguridad ciudadana. Por nuestra parte vamos a seguir haciendo refuerzos, este fin de semana tuvimos 236 agentes los dos días y hemos incorporado a agentes tutores. También vamos a incorporar efectivos de paisano en esas aglomeraciones para dar una respuesta efectiva. Estamos preocupados por robos, hurtos y lesiones en la ciudad", ha manifestado Sanz.

La también portavoz del Gobierno local ha reconocido que la Policía Municipal "no puede estar al mismo tiempo en todos los puntos y más cuando Madrid no tiene el número de efectivos necesarios para hacer frente a las necesidades de esta ciudad, con un déficit estructural de 1.500 agentes". "Deberíamos tener una plantilla de más de 7.000 agentes y tenemos 5.500", se ha quejado.

Bandas organizadas

Otro tema que preocupa a la Policía, y para lo que también estarán vigilantes los policías infiltrados, son las bandas organizadas. Estos grupos, que según fuentes policiales están compuestos en su mayoría por personas de origen marroquí y dominicano, estás aprovechando estas multitudes, que se encuentran disfrutando, despreocupadas y con un porcentaje de alcohol en sangre elevado, para perpetrar atracos a jóvenes, a los que sustraen móviles y carteras.

"Desde luego que en esas concentraciones se está atrayendo a personas que vienen a robar. Esa información está absolutamente confirmada, el origen de los mismos o de dónde proceden Policía Nacional está investigando, está detrás de ellos, también Policía Municipal", ha explicado Sanz.

En algunos casos, ha añadido, "sí han podido ser miembros de bandas juveniles, o también menores extranjeros no acompañados, pero esas informaciones son las que está investigando la Policía".

Agentes tutores

Por otra parte, este fin de semana ha sido el primero en el que en al dispositivo antibotellón de 200 policías se han sumado los Agentes Tutores del Cuerpo local. La idea es identificar a los adolescentes que, sin tener 18 años, beben alcohol en la calle. 

Estos agentes trabajan en la protección de los menores y garantizar la seguridad en el entorno escolar y familiar, haciendo una labor de escucha, apoyo, intervención y prevención con el menor y las familias. La figura del Agente Tutor fue creada en abril de 2006.

Refuerzo con el foco puesto en las fiestas del Pilar

La delegada de seguridad del Ayuntamiento de la capital ha asegurado que en los próximos días se reforzará el dispositivo con las unidades de drones, de caballería y la sección canina. "Estamos dispuestos a poner todo lo necesario", ha enfatizado.

Además, ya están trabajando en el dispositivo del próximo fin de semana, de cara a las fiestas del Pilar de Fuencarral, que tienen una "importante complejidad". "Estamos focalizando mucho las actuaciones y refuerzos en seguridad. Y vamos a dar traslado de toda la información para que Policía Nacional conozca lo que ha ocurrido, que en muchos casos ya los conocen porque algunos de los implicados están fichados y tienen antecedentes, para que puedan actuar de manera importante", ha indicado.

La Policía Municipal de Madrid interpuso este fin de semana 886 multas por el consumo de alcohol en la vía pública (441 el viernes, 387 el sábado y 58 el domingo), un 72% más que el pasado fin de semana, alcanzado una cifra récord por amonestaciones.

Culpa de la salida del coronavirus

Por su parte, la delegada del Gobierno en Madrid, Mercedes González, ha vinculado este lunes la "explosión" de botellones que se registra en la región desde finales de agosto con la salida de la Covid-19 y pide una reflexión conjunta sobre la situación de la juventud, que considera el trasfondo de todo lo que está ocurriendo.

La representante del Estado en Madrid ha abogado por realizar una reflexión conjunta de todas las instituciones y Fuerzas y Cuerpos de Seguridad, porque a su juicio, los síntomas de los que está ocurrido son el botellón, "pero aquí hay una situación de una parte de la juventud que está canalizando una salida a la pandemia de una determinada manera".

"Se están produciendo unos hechos en la región que no son cívicos, no se está conviviendo. Hay que disfrutar del ocio pero al mismo tiempo hay que convivir y respetar el derecho al descanso de los demás", ha manifestado.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento