Varias entidades ecologistas advierten en un informe del incremento del 53% de los residuos municipales generados durante la última década en Catalunya, cuando se discute la aprobación del nuevo Programa Metropolitano de Gestión de Residuos Municipales (PMGRM) 2009-2016 en el plenario de alcaldes del área de Barcelona.

El aumento de los residuos está directamente relacionado con la proliferación de la cultura de un solo uso

El informe La prevención de residuos municipales: un reto para Catalunya, recoge datos de la Agencia de Residuos que reflejan que entre 1992 y el 2006 una persona pasó de generar una media de 460 kilogramos de basura al año a generar 600, y en términos absolutos se pasó de las 2,8 millones de toneladas a 4,3.

La portavoz de la Federación Ecologistas de Catalunya (EdC), Merc Girona, ha explicado que el aumento de los residuos está directamente relacionado con la proliferación de "la cultura de un solo uso", por la que la población se ha acostumbrado a consumir sin tener en cuenta la "huella ecológica" ni la posible reutilización de los productos y los envases.

El informe, que ha sido presentado junto con el Consejo Asesor para el Desarrollo Sostenible (CADS) de la Generalitat, surge en un contexto en el que el área metropolitana debe decidir sobre la gestión de los residuos que genera, para cuyo tratamiento está prevista la construcción de una nueva incineradora con capacidad para quemar 450.000 toneladas de basura al año.