Almeida forzará un Pleno en agosto para aprobar su Ordenanza de Movilidad, sin rechazar los apoyos de cualquier grupo

  • El alcalde no se cierra a recibir votos de otras formaciones políticas con las que no tiene un pacto de investidura: "Somos conscientes de que no tenemos la mayoría suficiente para poder aprobarla".
Almeida y Villacís aseguran que "Madrid será sede olímpica"
Almeida tras la última Junta de Gobierno de julio.
Europa Press

La medida estrella de Almeida no ha llegado a tiempo. El alcalde tenía planeado aprobar su nueva Ordenanza de Movilidad Sostenible -que sustituirá a Madrid Central- antes de agosto. Así lo advirtió el pasado mes de mayo cuando el Tribunal Supremo ratificó la sentencia que elevó el Tribunal Superior de Justicia de Madrid y dejó sin efecto las medidas restrictivas para circular por Madrid Central. Finalmente, el primer edil tendrá que retrasar sus vacaciones.

Tal y como ha anunciado tras la última Junta de Gobierno de este mes, su idea es celebrar una Junta extraordinaria en agosto y acelerar los trámites. "Y si hay que convocar un Pleno extraordinario lo haremos, porque hay que dar una certeza a los madrileños respecto a la situación en la que se encuentra Madrid Central y configurar el marco definitivo de la Ordenanza en los 21 distritos".

En estos momentos, los servicios técnicos trabajan a contrarreloj para responder a todas las alegaciones que ha recibido la Ordenanza. "Ya son más de 8.000 folios de respuesta a las que se han presentado y aún quedan por llegar...", ha detallado el alcalde.

El tiempo corre y si el alcalde no llega a tiempo, los madrileños podrían quedarse sin una base legal, lo que provocaría que la entrada a Madrid Central, u otras medidas que restringen la movilidad a día de hoy quedaran sin efecto. Este caso podría llegar en cualquier momento. Concretamente, cuando el TSJM comunique al Ayuntamiento la sentencia que se hizo pública en mayo.

En todo caso, el alcalde- que reniega tener un cierto "nerviosismo"- confía en aprobar su Ordenanza el próximo mes. Pero para ello, debe hacerse con los votos de la oposición, dado que Vox -con quien tiene un pacto de investidura- se ha cerrado en banda con esta Ordenanza porque no revertirá Madrid Central. "Este equipo de Gobierno es consciente de que no tiene la mayoría suficiente para poder aprobarla".

Tanto PSOE como Más Madrid tampoco lo apoyará, tal y como han manifestado en varias ocasiones. La esperanza está puesta en los cuatro ediles escindidos de Más Madrid. Los no adscritos- José Manuel Calvo, Luis Cueto, Marta María Higueras y Luis Felipe Llamas han tendido la mano al alcalde. En una entrevista con ABC, Calvo dice que apoyará a Almeida a cambio de dejar Madrid Central "como está".

José Luis Martínez-Almeida recoge el guante. "No me cierro a recibir votos de otras formaciones políticas con las que no tengo un pacto de investidura", ha dicho esta mañana. Según ha argumentado, tiene "la convicción de que es la mejor Ordenanza de Movilidad Sostenible posible en estos momentos para Madrid adaptada a la realidad postpandemia".

Así, confía en obtener los votos favorables, no solo de los cuatro ediles de recuperar Madrid, sino en general de todos los grupos municipales. "Que nos expliquen cuáles y qué es lo que no les gusta de una ordenanza de movilidad sostenible que prevé, aparte de una multiplicidad de medidas, zonas de bajas emisiones como es la del Distrito Centro o una zona de bajas emisiones en la Plaza Elíptica, que es el punto más contaminado de toda la ciudad de Madrid".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento